Galicia creará 22.000 empleos estas navidades

Llegan las fiestas y, con ellas, los miles de puestos de trabajo que, según la consultora Randstad, se crearán en Galicia durante este mes; comercio, hostelería, logística y transporte lideran ese despegue

.

Redacción / La Voz

En Galicia se crearán, esta Navidad, 22.095 puestos de trabajo. El número, fruto de un cálculo de la consultora Randstad, da vértigo. Es como si toda la población de A Estrada encontrase, de repente, empleo. Un auténtico milagro navideño que, tras haberse visto empeñado por la crisis, lleva ya unos años recuperando su brillo. Hasta llegar a este diciembre del 2017, cuando se firmarán un 13,7 % más de contratos que hace doce meses, colocándonos ante «la mejor campaña de la historia en Galicia», según Randstad.

El último año bueno, según los datos de la consultora, había sido el 2007, cuando se habían firmado 16.388 contratos durante las fiestas. Luego, al frío invernal se unió el de la depresión económica, y las cifras cayeron al pozo de la desesperación. Parece que el mercado laboral navideño ha logrado salir a flote, y parece también que en Galicia lo está haciendo por encima de la media estatal, cuyo crecimiento con respecto al 2016 es de un 11,1% (está previsto que este año se creen 387.750 puestos). De hecho, Ourense, con un 16 % de incremento previsto, y Pontevedra, con un 15,1%, figuran entre las provincias españolas en las que el empleo navideño despega con más fuerza.

La Consellería de Emprego también es optimista al respecto de esta campaña, que «incide no conxunto da economía galega». Aún así, «as ramas de actividade que se ven influídas dun xeito máis directo pertencen ao sector servizos». Comercio, hostelería, transportes y almacenaje son sectores que, dice la Xunta, sufren «unha forte reactivación nos últimos meses do ano pola proximidade do período do Nadal».

Comercios de juguetes, de ropa, perfumerías y tiendas en las que se sirven todo tipo de regalos incrementan plantilla. Igual que todo tipo de empresas dedicadas al ocio infantil. O restaurantes, hoteles y establecimientos que organizan fiestas de fin de año. Y hasta empresas como Iluminaciones Santiaguesas, que se dedican a sembrar de bombillas de colores las ciudades, multiplican su número de trabajadores. En la Galicia costera hay, aún, otro factor: el mar. La Navidad no solo es la campaña favorita de quienes se dedican a la extracción de mariscos, puesto que los buenos precios parecen garantizados. La Navidad es, también, clave para quienes depuran, comercializan y transportan esos manjares hasta mercados nacionales e internacionales.

«Los niños siguen siendo los reyes en esta época»

Rosa Estévez
.

Las jugueterías son el paraíso de los niños. El lugar en el que pueden pasarse horas soñando con todos esos amigos inanimados que los miran desde las estanterías. Las jugueterías, sobre todo las que escapan de los grandes centros comerciales, son pequeños reinos mágicos que, durante la Navidad, viven su etapa dorada. Este es el caso de la tienda Din y Don, un espacio en el que los súper héroes comparten espacio con las muñecas de toda la vida, con los Beyblades de última generación, con vehículos capaces de moverse por tierra, mar y aire... La juguetería lleva semanas repartiendo entre sus clientes los catálogos en los que detalla las claves de los productos que tiene en almacén. «Este año entre los niños triunfan las peonzas... Entre las niñas, unas muñecas diminutas que se han convertido en un auténtico fenómeno», cuenta Sonia, que sabe de lo que habla. Y aunque la campaña parece estar tardando en arrancar, lanza una advertencia: hay juguetes que ya se están agotando. Sonia es la encargada de la tienda. El dueño se llama Luis, y reconoce que noviembre no ha sido un mes tan activo como en años anteriores. ¿Será cosa de las grandes superficies? En cualquier caso, confía este empresario en que la situación mejore en las próximas semanas. Los niños son los auténticos protagonistas de las fiestas, y tanto Papá Noel como los Reyes Magos recurren a las jugueterías para cumplir los deseos de los más pequeños. Así que el trabajo se va a multiplicar y en Din y Don, y las amables dependientas van a necesitar un refuerzo. «Este año contrataré a tres o cuatro personas», comenta Luis. Años atrás la cifra era mayor, «llegué a contratar ocho», recuerda. ¿El perfil? Gente con ganas de trabajar y con muchos espíritu navideño.

Seguir leyendo

«No es el verano, pero la actividad sube claramente»

Rosa Estévez
.

El de la hostelería es un sector diverso. En ese cajón entran hoteles, restaurantes, bares, cafeterías, locales de copas... Todos comparten una característica: cobran vida con las fiestas, sean del estilo que sean. Así que, durante la Navidad, la actividad en este tipo de negocios también despunta. De ello da buena cuenta Paco González, responsable del hotel Nanín (Sanxenxo) y portavoz, además, del clúster de turismo. Según su relato, hay tres factores que animan la Navidad en los negocios del sector al que presta su voz. Por un lado, está el hecho de que «son unas fechas en las que los niños tienen quince días de vacaciones, y la gente cada vez aprovecha más esos períodos para hacer escapadas». Por el otro, el espíritu navideño hace que grupos de viejos amigos se reencuentren alrededor de una mesa, y que los compañeros de trabajo se sienten juntos a cenar para olvidarse, al menos durante unas horas, de las cosas de la oficina. Y en tercer lugar, cada vez son más las familias que deciden olvidarse de cocinar el 31 de diciembre y salen a darse el último homenaje del año en un buen restaurante, sin tener que preocuparse de nada más que de disfrutar de una velada mágica y de no atragantarse con las uvas. Todos esos elementos han hecho que, de unos años para acá, la Navidad se convierta en una campaña importante para el sector hostelero. «No es una subida de actividad como la que se registra en verano, pero es el colofón del año, y cada vez tiene más repercusión. Este año calculamos que se seguirá con la misma actividad que hemos tenido hasta ahora», explica. Así que esta temporada, los restaurantes contratan extras para servir el tumulto de cenas festivas, y los hoteles refuerzan plantillas para quienes quieren disfrutar, fuera de casa, de las vacaciones de invierno.

Seguir leyendo

«Cuando la tienda se llena hace falta tener ayuda»

Rosa Estévez
.

En la tienda de María López la ropa es mucho más que ropa. Mimode (Vilagarcía) es un establecimiento que apuesta por marcas originales, que huye de lo convencional y que escapa de la uniformidad. Detrás del mostrador está María López, que durante el año se apaña sola para sacar un negocio que marcha viento en popa. Pero en diciembre la cosa cambia. Llega la campaña de Navidad. «Para nosotros es un momento fundamental del año, porque hacemos tranquilamente el cuarenta por ciento de las ventas concentradas en este mes», explica la joven empresaria. Así que, aunque su capacidad de trabajo es asombrosa, a María no le llegan las manos para el trabajo que se le avecina. «En esta temporada necesito ayuda. Para todo. Para empaquetar, para colocar y reponer, para atender y asesorar a las clientas...», explica. Así que, aunque en otros establecimientos de ropa no es necesario tener demasiada cualificación para reforzar durante la Navidad, en esta tienda es necesario tener unos conocimientos básicos de, por ejemplo, costura. «Nosotros hacemos ropa a medida y por encargo, así que necesito a gente que sepa de eso, que pueda tomar unas medidas o hacer unos arreglos», señala la joven empresaria. No siempre es fácil dar con alguien así. Ella lleva tiempo recurriendo a la misma mujer, que se incorpora encantada a las filas de Mimode cuando los picos de trabajo así lo exigen. De aquí al siete de enero serán varios los momentos de agobio en la tienda. Porque sigue habiendo una gran mayoría de compradores de última hora, de los que se hacen con los presentes de Reyes «mientras está pasando la cabalgata». Es en esas horas cruciales, cuando el reloj corre en contra de vendedores y clientes, cuando las manos extra hacen más falta.

Seguir leyendo

«En diciembre la actividad se dispara y necesitamos más gente»

R. Estévez
.

El sector del transporte es uno de los que ven cómo su actividad se multiplica con la llegada de la Navidad. La moda de las compras por Internet ha incrementado hasta lo impensable el trabajo en las empresas de paquetería. Además, hay otras firmas que ya tienen experiencia en esto de lidiar con navidades de trabajo intensivo. Una de ellas es Devesa Express, un grupo con base en Caldas que se ha especializado en el traslado de un material delicado, el marisco, desde las aguas de las rías a mercados de toda España y Europa, y a hacerlo garantizando su frescura, su calidad, su perfecto estado. En Navidad, productos como el mejillón gallego vive una de sus etapas doradas y en Devesa Express bien lo saben. Desde hace semanas, su actividad se ha intensificado tanto que ya han tenido que empezar a reforzar personal. Y más que lo harán aún en los próximos días. Rosa Carballo, responsable de gestión de esta firma, explica que el incremento de la plantilla se nota en varias esferas. «Por un lado en los muelles, porque necesitamos contratar a gente para agilizar los trabajos de carga y descarga de los camiones». Por otro lado, en la carretera, ya que la firma necesita contar con camioneros asociados y colaboradores para garantizar que todos los encargos que recibe llegan a su destino en tiempo y forma. «En los muelles solemos tener cinco personas trabajando, y en esta campaña tranquilamente llegamos a las quince, así que multiplicamos por tres», explica Rosa Carballo. Lo de los camiones irá sobre la marcha, en función de cuántos pedidos haya que atender en cada momento. Ojalá que sean muchos.

Seguir leyendo

«Hai días de dobrar plantilla, pero cada ano son menos»

R. Estévez
.

Ramón Blanco lleva toda su vida profesional embarcado en el negocio de la depuración y comercialización de los delicados productos que sirven las Rías Baixas. Los bivalvos son una materia prima exigente, caprichosa, y que hay que manipular con cuidado. Por eso, el trabajo en las depuradoras de marisco exige una mano de obra especializada, profesionales de esos que no se forman de un día para otro. Pero hay épocas del año en las que es necesario echar mano de operarios extra. De trabajadores que hagan el trabajo más grueso para lograr sacar adelante todos los pedidos. Y la Navidad es, sin duda, uno de esos momentos clave.

Seguir leyendo

Votación
5 votos
Comentarios

Galicia creará 22.000 empleos estas navidades