Cómo hacer una lista de la compra «libre de azúcar»

Lucía Cancela
Lucía Cancela LA VOZ DE LA SALUD

VIDA SALUDABLE

Tres expertos dan las claves para hacer la lista de la compra libre de azúcar.
Tres expertos dan las claves para hacer la lista de la compra libre de azúcar. La Voz de la Salud

Tres expertos dan las claves para encontrar los mejores productos sin azúcares añadidos del supermercado

11 jun 2022 . Actualizado a las 12:09 h.

El azúcar, un veneno blanco si se consume con asiduidad, está en el punto de mira de los profesionales de la salud desde hace un tiempo. Si bien hace unos años, las grasas eran las supuestas culpables del aumento de los números de obesidad o sobrepeso, ahora son muchas las teorías que apuntan al exceso del azúcar como uno de los principales responsables. 

Sin olvidar, eso sí, que este tipo de patologías metabólicas, a las que también se puede unir la diabetes, son multifactoriales y se sostienen sobre diferentes pilares: predisposición genética, hormonal, sedentarismo, y obviamente, una alimentación inadecuada (analizamos cinco patrones dietéticos). 

El primer paso para comer mejor empieza al entrar por la puerta del supermercado, o mercado, al gusto del consumidor (¿cómo hace la compra una nutricionista?). Los diferentes lineales se disponen ante el cliente con un claro reclamo: «Cómprame». Antes, la publicidad ha hecho parte de su trabajo: «Sin azúcar», «bajo en grasas», «apto para toda la familia», rezan los anuncios.

Seguramente, no les falte razón. Una pura estrategia de márketing rentable y eficaz que no miente, pero oculta. Tanto, que hasta el azúcar (protagonista de estas líneas) se esconde entre sus ingredientes, y tú ni siquiera te enteras. Así que esta guía para hacer una compra «sugar free», dejando de lado la perla blanca de los ultraprocesados. ¿Dónde suele estar la trampa de los productos que ocupan tu cesta?

Yogures y leche, ¿la lactosa es un azúcar?

Los yogures son uno de los postres y meriendas por excelencia en la dieta de los españoles. Lo cierto es que se considera un producto que, de contener los ingredientes correctos, es de excelente calidad. El recomendado sería el natural, sin sabores y sin ningún tipo de azúcar o edulcorante añadido.