Las reflexiones de Paco Jémez y Djukic sobre el fútbol y el coronavirus

La Voz

DEPORTES

César Quian

Los dos exdeportivistas, con el rayista en el principal foco de la enfermedad en España, participaron en una videocharla organizada por el Comité Galego de Adestradores

28 mar 2020 . Actualizado a las 10:11 h.

Los entrenadores del Rayo Vallecano y del Sporting de Gijón, Paco Jémez y Miroslav Djukic, respectivamente, han participado, vía telemática, en una conferencia del Comité Galego de Adestradores sobre fútbol, pero también sobre el coronavirus, por el que ambos están preocupados. 

Ante una audiencia próxima al millar de espectadores en YouTube, el técnico del Rayo explicó que han pedido a sus jugadores que no salgan de Madrid y están en contacto con ellos para que sigan un plan de trabajo y también para interesarse por su situación, ya que muchos tienen a sus familias fuera de la capital.

«Lo vivimos con mucha preocupación porque el número de infectados y sobre todo el de muertos es cada vez mayor, pasan los días y no hemos sido capaces de controlar algo que se nos ha ido de las manos posiblemente porque no nos lo hemos tomado con la seriedad que requería», explicó Jémez desde su casa, en declaraciones recogidas por Efe.

Djukic, también en su hogar, en su caso en Gijón, indicó que, «como todo el mundo, está viendo las noticias, acontecimientos y en contacto con el equipo» para intentar que los jugadores sigan en forma.

Respecto a la situación del Rayo en la clasificación de LaLiga SmartBank recordó que el equipo tiene un partido menos y que ahora «todo va a depender» de cómo evolucione la crisis del coronavirus, de si se podrá «retomar la competición» y de que, en caso de que eso suceda, «en qué estado van a estar los jugadores».

«Lo que es seguro es que no va a ser nada igual a lo que dejamos. Seremos los mismos equipos pero en situaciones diferentes. Las inercias se han parado», declaró.

Djukic, por su parte, analizó la situación del Sporting de Gijón, que partía con el objetivo del ascenso y ahora se debate entre reengancharse a esa batalla o luchar por la permanencia.

«El objetivo se ha torcido un poquito y en este momento parece que estamos en una situación en que ganas y estás en la lucha por subir y pierdes y estás en la lucha por no bajar. El objetivo del Sporting es siempre subir, pero quiero ir partido a partido, no quiero crear euforias que ahora no toca», apuntó.