El agujero que amenaza el futuro del Barça

DEPORTES

Alejandro Garcia

Sueldos por más de 500 millones, un presupuesto que prevé la entrada de 124 millones en traspasos y la parálisis de los principales ingresos amenazan al primer gran club en anunciar un recorte en los pagos

27 mar 2020 . Actualizado a las 18:17 h.

Hasta hace unas semanas, el Barça y el Madrid competían por la medalla de oro del gigantismo deportivo mundial. ¿Cuál sería el primero de los dos grandes clubes españoles en superar los mil millones de presupuesto? Josep Maria Bartomeu lo consiguió esta misma temporada, con un plan de ingresos y gastos de 1.047 millones millones y un faraónico proyecto de reurbanización de todo el entorno del Camp Nou llamado Espai Barça, y con inversiones de hasta 815 millones, según los últimos cálculos. Esa estrategia expansiva -que no impidió que en febrero se viese sin liquidez para fichar un delantero de más prestigio que Martin Braithwaite- compromete ahora su supervivencia, con su cuenta de resultados tocada por los devastadores efectos del COVID-19. Por eso la directiva azulgrana fue la primera en plantear rebajas de sueldo a la plantilla de su primer equipo y por eso asumió el coste simbólico de convertirse en el primer gran club europeo que anuncia diferentes ERTEs, aunque el calado de las medidas queda por concertar.

¿Cuál es el presupuesto del Barcelona?

El de esta temporada 2019/20 se disparó hasta los 1.047 millones, con 507 destinados a la primera plantilla. Entre las partidas que ahora se ven seriamente amenazadas no solo figuran los ingresos por derechos de televisión, patrocinio, tiendas del Barça y museo -estas dos partidas le reportan 86 y 60 millones por ejercicio, respectivamente-, sino también la gigantesca partida estimada en ingresos por traspasos. El club calculó entradas por 124 millones, una cantidad que, con el mercado mundial del fútbol en plena incertidumbre, parece ahora imposible de alcanzar.

¿Cuánto cobran los futbolistas del primer equipo?

Las diferencias salariales son muy amplias, y van del millón y medio anual de los futbolistas con menor caché a los 8,3 millones de euros brutos al mes que L’Equipe atribuyó a Messi. En el caso de ERTE, en todo caso, no se cubren las fortunas que ganan futbolistas o primeros ejecutivos de las grandes empresas, ya que, según la legislación española, se establece un máximo a cobrar de 1.411 euros para personas con dos hijos, 1.254 en el caso de un hijo y 1.098 para aquellos sin descendencia a su cargo.