Las joyas del turismo en Galicia ya no se pueden visitar hasta final de mes

Los cupos de los principales destinos turísticos ya no cuentan con plazas disponibles hasta dentro de un par de semanas

R. S.
redacción/la voz

Los viajes improvisados para conocer los destinos más visitados de Galicia son cosa del pasado. Para combatir el exceso de aforo, en algunos monumentos hay que reservar plazas, a veces incluso con más de dos semanas de antelación.

Una de las joyas del turismo gallego es el Parque Nacional das Illas Atlánticas. Desde que se estableció un sistema de control para limitar la llegada de turistas, cualquier interesado en visitar las Cíes tiene que reservar una de las 1.800 plazas que se ofertan por Internet. En temporada alta, la demanda obliga a hacerlo con semanas de antelación y actualmente no hay plazas disponibles hasta el próximo 26 de agosto.

En el caso de las Ons la demanda es inferior, aunque en los últimos años se ha convertido en una alternativa para los que se quedan sin sitio en las Cíes. Este es el primer verano en el que se impone un límite de turistas -1.300 al día-, y para reservar se recomienda hacerlo con un par de días de antelación.

El verano también es temporada alta en la Catedral y conseguir una plaza para visitar el Pórtico resulta complicado. Desde que terminaron los trabajos de restauración, el acceso a la obra del mestre Mateo es con entrada y en grupos reducidos de 25 personas. La visita, que se puede reservar por Internet, tiene un coste de diez euros con la tarifa general y ocho con la reducida, y hasta el 24 de agosto no hay plazas disponibles.

Los que visiten la playa de As Catedrais (Ribadeo) este verano también tendrán que reservar su plaza mediante Internet. El límite es de 4.812 visitantes diarios y hasta el próximo sábado ya no hay sitios disponibles. Este monumento natural es el segundo destino turístico más visitado de Galicia, después de la Catedral, y se calcula que en el 2021 (año jacobeo) se alcanzará el millón de turistas.

La Ribeira Sacra es otro de los destinos que más turistas atrae en verano. Todos los días hay viajes en catamarán para conocer los cañones del Sil y de un día para otro no siempre es posible reservar un asiento. Desde Viajes Pardo, una de las empresas que operan en el Sil, recomiendan reservar los billetes con dos o tres días de antelación, sobre todo a partir de ahora, que es una de las épocas de mayor afluencia. Las horas de salida varían según la compañía, pero hay horarios de mañana y de tarde, y los precios rondan los diez euros por persona.

Además de la catedral, uno de los lugares más visitados de Mondoñedo es la Cova do Rei Cintolo, que con 7.500 metros es la cueva más grande de Galicia. Para acceder hay que reservar plaza, y desde la Oficina de Turismo recomiendan hacerlo con 24 o 48 horas de antelación, sobre todo en agosto, que es temporada alta. Las visitas se hacen en grupos de cuatro personas como mínimo y de diez como máximo. Los únicos requisitos son ser mayor de doce años y no tener problemas de movilidad. La Federación Galega de Espeleoloxía recomienda la actividad para iniciarse en este deporte, ya que es la única cueva de este tipo a la que se puede acceder sin licencia y su recorrido es apto para casi todos los públicos.

En la mayoría de los castros que se pueden visitar en Galicia no es necesario hacer reserva previa, a menos que un grupo quiera organizar su propia visita guiada. En algunos el acceso es libre, como en el de Viladonga, y en otros se pagan pequeñas cantidades que suelen ser de uno o dos euros. A medida que avanza el mes la afluencia es mayor y los picos de turistas suelen llegar alrededor del día 20, según señalan desde el castro de Santa Tecla.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

Las joyas del turismo en Galicia ya no se pueden visitar hasta final de mes