Calviño presiona para que todas las salidas del ERE de Caixabank sean voluntarias

C. A. MADRID / COLPISA

ECONOMÍA

La vicepresidenta económica expresó su confianza en que la entidad sea capaz de llegar a una «solución acordada»

22 jun 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

Firme mensaje de la vicepresidenta económica, Nadia Calviño, a la banca ante el proceso de reestructuración ya en marcha en el sector: los bancos no pueden fiar todo su proceso de reestructuración a la reducción del número de empleados, y las salidas de estos deben pactarse de forma voluntaria.

Así lo expresó la ministra ayer, coincidiendo con la recta final de la negociación del ERE de CaixaBank (en la que el Estado mantiene una participación del 16 % tras la fusión con Bankia). Este proceso tendrá su punto de tensión máxima esta semana, con la nueva huelga convocada por los sindicatos para hoy. A solo un día del paro, Calviño expresó su confianza en que la entidad sea capaz de llegar a una «solución acordada». «Son procesos tremendamente traumáticos para los trabajadores y sus familias y es muy importante que se reduzca el número de bajas y que se oriente la negociación hacia las bajas voluntarias», insistió.

La ministra valoró este tipo de procesos como «lamentables y negativos». Y también quiso dejar claro que, ante la transformación que se avecina en un sector que debe lidiar todavía con el lastre de los tipos negativos, «no es positivo» plantear el futuro solo sobre la base de tamaño, capacidad, plantilla y oficinas. Es decir, aboga por que las entidades encuentren alternativas en nuevas oportunidades de negocio más rentables, que incluso puedan servir para crear empleo.