«Cobro una paga y no sé si la voy a poder complementar con el ingreso mínimo vital»

Este coruñés explica que ingresa 430 euros, de los que más de 300 se le van en pagar la habitación en la que vive


A Coruña / La Voz

Francisco Javier Vázquez es un vecino de A Coruña cuyao único ingreso mensual ahora mismo es un subsidio para mayores de 55 años, que le ayuda con sus gastos pero que le resulta insuficiente, por lo que asegura que solicitará el ingreso mínimo vital (IMV), que está destinado a los hogares más vulnerables. «En estos momentos estoy cobrando una paga y no sé si la voy a poder complementar con el ingreso mínimo vital», explica Francisco Javier, quien cada mes percibe 430 euros por esta ayuda.

Como otras muchas personas que están interesadas en solicitar esta ayuda que se acaba de aprobar, todavía desconoce muchos aspectos sobre requisitos, obligaciones y más cuestiones que rodean al IMV y para los que solicita información con claridad. «No sé nada todavía, no está muy claro si me van a dar la diferencia hasta llegar al tope con lo que percibo o cómo va a ser», asegura Francisco Javier Vázquez.

En su caso, explica que incluso contactó con el Servicio Público de Empleo (SEPE) para conocer si serán ellos los que se encarguen de darle la diferencia con la prestación que ya percibe o cómo funcionará el ingreso.

Más dudas

Las dudas se extienden a otros aspectos que rodean al IMV. «La paga que estoy recibiendo ahora mismo sirve para cotizar y no sé si será lo mismo con la renta mínima, aunque sea poco lo que me corresponda, pero las pensiones ya son bastante bajas y a poco más que pueda cotizar siempre está bien, todo ayuda», apunta Francisco Javier.

Este coruñés explica que se encuentra en una situación de vulnerabilidad y que, de los 430 euros que cobra, más de 300 se van cada mes en pagar la habitación en la que vive.

«Estuve hasta hace algunos meses recibiendo el bono alugueiro pero se me acabó y ahora me lo tengo que pagar yo», indica Francisco Javier, quien tiene dos hijas, pero que son independientes por lo que en la actualidad vive solo y depende de sí mismo y de las aportaciones de entidades dedicadas a ayudar a personas en situación de vulnerabilidad social para salir adelante cada mes.

Las familias que vivan de alquiler cobrarán un complemento en el ingreso mínimo vital

G. Lemos

Las empresas que paguen en negro a los beneficiarios deberán ayudarlos a devolver la prestación estafada

Tres días después de su aprobación en el Consejo de Ministros, el Boletín Oficial del Estado publicó ayer la letra pequeña del nuevo ingreso mínimo vital, una medida que nace con la vocación de reducir la pobreza extrema en España. Estas son las claves de la ayuda.

Un máximo de dos prestaciones en un mismo domicilio

Aunque la ayuda se concede para todos los miembros de una unidad de convivencia y la solicitud debe ir firmada por aquellos que sean mayores de edad, solo uno de ellos será el titular de la prestación. Este deberá tener una edad comprendida entre los 23 y los 65 años, salvo cuando tenga hijos a cargo y viva emancipado o en los supuestos de mujeres víctimas de violencia de género o víctimas de trata y explotación sexual, en los que solo se exigirá la mayoría de edad. La norma establece que, en un mismo domicilio, solo puede haber dos prestaciones reconocidas.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

«Cobro una paga y no sé si la voy a poder complementar con el ingreso mínimo vital»