BMW

Citroën se hunde en la crisis

Su división de automóviles registró en el 2011 unas pérdidas por 92 millones de euros, frente a los beneficios de 621 millones en el ejercicio anterior