A Laracha consigue un centro logístico que se pudo haber ido fuera de Galicia.

Aquellos primeros «Forbes» gallegos

150 años antes de que Amancio Ortega se hiciera un hueco en la célebre lista mundial de millonarios, un puñado de empresarios gallegos ya figuraban entre los más acaudalados. Sus negocios y enredos, en el segundo tomo de «Historias de Galicia»