Patrocinado por

La Rapa cabalga de nuevo en Sabucedo

Rocío García Martínez
rocío garcía A ESTRADA / LA VOZ

GANADERÍA

E CUIÑA

Cientos de voluntarios se echaron al monte este viernes y lograron reunir unas doscientas bestas que protagonizarán los curros

28 ago 2021 . Actualizado a las 22:19 h.

El calor y la emoción fueron este viernes los protagonistas de la primera jornada de la Rapa das Bestas de Sabucedo, el prólogo imprescindible para que la tradición pueda perpetuarse en el curro. Este año no hubo acampada, pero eso no fue impedimento para que a las seis y media de la mañana ya hubiese voluntarios en pie para oír misa en la capilla de San Lourenzo. Con la protección divina asegurada, la cuadrilla se echó al monte -a pie o a caballo- para tratar de localizar a las bestas y conducirlas hasta el cierre de O Peón, el paso previo para luego bajarlas a la aldea de Sabucedo.

El sol apretaba implacable, pero la ilusión por la recuperación de la fiesta pudo más que el sudor y el cansancio. Niños y adultos patearon los montes del entorno en busca de caballos y potros salvajes. El calor jugó en contra y llegó a convertir el uso de la mascarilla en un acto casi heroico. A cambio, la ausencia de niebla puso más fáciles las cosas que de costumbre al facilitar la localización de las bestas.

Los miembros de la Asociación Rapa das Bestas de Sabucedo ya habían localizado en las últimas semanas medio centenar de caballos. A ellos se sumaron ayer otros 150 que permitirán que entre hoy y mañana entren al curro cerca de doscientos animales que habitan en el entorno del monte de O Peón y en otros próximos, como As Lamas o A Conla.