Lunes de nieve y granizo a la espera de una nueva borrasca

La semana estará marcada por la lluvia y la inestabilidad


redacción

Vientos de 150 kilómetros por hora en Cervantes (Lugo), de 143,6 km/h en Manzaneda (Ourense) y de 143,1 en el municipio ourensano de Carballeda de Valdeorras. Además, las acumulaciones de precipitaciones han alcanzado este domingo los 73,1 litros por metro cuadrado en Fornelos de Montes; los 71,1 en Lousame (A Coruña); los 70,9 en Avión (Ourense) y los 65,4 en Forcarei (Pontevedra).

Han sido algunas de las consecuencias de la borrasca Karine. «Este fin de semana ha habido tres borrascas con nombre en el Atlántico. Estaba Jorge, que tuvo un evento el viernes por la noche y ahora está muy lejos de Galicia aunque sigue dando algunos coletazos en el norte de Europa. Además, se formaron otras dos borrascas. Karine, nombrada por la Aemet, que ya está de camino hacia el Mediterráneo, y la borrasca León, nombrada por MeteoFrance. A Galicia no le están afectando en este momento, aunque mañana llegará una nueva borrasca a la comunidad que, por ahora, no tiene nombre ya que no hay previsión de avisos naranjas en grandes áreas», señalan desde MeteoGalicia

Lo más destacado para la jornada de este lunes es la nieve y el granizo. A primera hora todavía se han vivido algunas rachas fuertes de viento en la provincia de A Coruña, la situación que quedará a lo largo del día es de vientos más moderados, pero de cota de nieve baja. «Está nevando en las montañas de Lugo y Ourense por debajo de los 700-800 metros. Ha entrado el aire frío que venía detrás del frente asociado a esa borrasca Karine. Ese aire frío está dejando nevadas en cotas relativamente bajas. Además, tenemos aire frío en altura que favorece que esos chubascos que entran terminen en granizo. Además de la nieve en la montaña esos chubascos vienen asociados con granizada», explican. 

De cara a mañana y al resto de la semana la situación estará marcada por la inestabilidad. El martes una nueva borrasca se profundiza cerca de Galicia. La consecuencia será otro día de cielos muy nublados, lluvias generalizadas en toda la comunidad, más persistentes en el oeste donde podrán alcanzarse importantes registros de precipitaciones. Eso sí, las temperaturas subirán y ya no habrá nevadas. 

La AEMET ha activado para mañana alerta naranja en el litoral, en la zona de A Mariña y el noroeste de A Coruña, donde se esperan olas de entre 4 y 5 metros. El aviso será amarillo en el resto de la costa gallega y en el interior de la provincia de Lugo y de A Coruña, donde las rachas de viento podrían llegar a los 80- 90 kilómetros por hora.

«Los modelos a medio plazo son optimistas de cara al fin de semana. Bajará la probabilidad de lluvias y, probablemente, cambiará la situación», explican desde MeteoGalicia.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Lunes de nieve y granizo a la espera de una nueva borrasca