De la vela con olor a vagina a la piedra mascota, cómo hacerse millonario con una idea absurda

Sara Cabrero
Sara Cabrero REDACCIÓN / LA VOZ

MERCADOS

Gwyneth Paltrow ha engrosado estos días su cuenta corriente con su última y exótica propuesta. Antes que ella, Gary Dahl se hizo rico comerciando con cantos rodados

19 ene 2020 . Actualizado a las 17:40 h.

La actriz Gwyneth Paltrow ha sabido convertir su peculiar estilo de vida en la gallina de los huevos de oro. Como si de la mano del rey Midas se tratara, todo lo que toca se traduce en dinero contante y sonante. Da igual si detrás de su imagen se encuentra el producto más inverosímil. Y para muestra, el último grito de su página web: una vela que se vende con la promesa de oler como la vagina de la estrella de Hollywood. Lo insólito del negocio y el precio no apto para cualquier bolsillo (75 euros por unidad) no han impedido a Paltrow hacer de su fragancia todo un éxito. La vela se agotó en unas pocas horas y la lista de espera de consumidores ávidos por hacerse con una es inmensa.

No es la primera vez que la actriz de Iron Man se gana el sueldo poniendo en el mercado objetos extraños. Goop, el portal de Gwyneth Paltrow, es un no parar de excentricidades. En este bazar de sorpresas se puede encontrar un «spray anti-vampiros», formulado con una combinación de gemas y aceites terapéuticos que promete desterrar las malas vibraciones y proteger al incauto comprador de las personas que las causan. Pero ojo, porque eso de proteger el aura tiene su coste. Nada más y nada menos que 25 euros. También lleva la firma de Paltrow uno de los cafés más caros del mundo que, además, poco o nada se puede disfrutar en una tradicional taza. En Goop se vende un enema de café denominado Implant-O-Rama cuyo precio asciende a los 135 dólares.

Ocurrencias aparte, a Paltrow no le va nada mal con esto de vender excentricidades. Según datos de The New York Times, el imperio de la actriz estaba valorado en el 2018 en 224 millones de dólares. Y no es la única que ha sabido hacer de oro las ideas más increíbles.