Sánchez busca una alianza que le permita aguantar en la Moncloa

Francisco Balado Fontenla
fran balado MADRID / LA VOZ

ESPAÑA

Miguel Toña | efe

El Ejecutivo promete 2.200 millones de euros a Cataluña, sabiendo que sus diputados son clave

16 oct 2018 . Actualizado a las 07:52 h.

El Gobierno se encuentra inmerso en plenas negociaciones presupuestarias. Pedro Sánchez necesita tejer una alianza con otras formaciones políticas que le permita sacar adelante sus primeras cuentas. Tras el acuerdo con Podemos, desde la Moncloa irradian optimismo, aunque buena parte del éxito o del fracaso final dependerá de lo que acontezca en Cataluña, ya que las formaciones independentistas guardan la llave en su bolsillo. De ahí los 2.200 millones que ya tiene comprometidos el Ejecutivo para este territorio. En palabras de Miquel Iceta, el primer secretario del PSC, «un gran gesto» para Cataluña. 

¿Cuántos votos a favor necesita Pedro Sánchez?

El Gobierno necesita el respaldo de la mayoría simple de la Cámara Baja; es decir, más votos a favor que en contra. Teniendo en cuenta que el PP y Ciudadanos se posicionarán en su contra y suman 169 escaños, Sánchez (84 votos del PSOE) requiere necesariamente del respaldo de Podemos (67), con el que ya tiene un preacuerdo; de los valencianos de Compromís (4), con quienes no le será difícil alcanzarlo; con el PNV (5), que antes de dar el visto bueno exigirá su parte; con Nueva Canarias (1), que se da por hecho, al tratarse de una formación estrechamente vinculada al PSOE; y con los nueve diputados de ERC. De este modo lograría 170 apoyos, superando el umbral marcado por la oposición. No obstante, necesitaría de la abstención del PDECat (8). 

¿El acuerdo con Podemos es inamovible?

Desde Podemos aseguran que sí: «Es un acuerdo firmado». Pero en el Gobierno saben que faltan por sumarse a la mesa varias formaciones que podrían poner pegas en alguno de los puntos, por lo que tratan de hacer hincapié en que este documento está sujeto a cambios. No obstante, fuentes de la Moncloa reconocen que representantes de Podemos podrán sumarse a las negociaciones del Gobierno con otras formaciones.