La última guardia de Moncho


pablo.portabales@radiovoz.com

Corría el año 1979 cuando Moncho Pernas y José Luis Manteiga Barallobre se convirtieron en los primeros policías municipales de Cambre. Moncho continúa trabajando en la centralita policial y José Luis, que ocupó el puesto de jefe de Policía Local, se acaba de jubilar. Detrás del hombre que ayer fue homenajeado en el pazo de Brexo en un acto organizado por el Concello de Cambre hay una historia cargada de trabajo y esfuerzo. «A los 14 años empecé a trabajar en los talleres de la viuda de Chas en la Gaiteira. A los 18 me fui a Nancy, Francia, a 40 kilómetros de Suiza, donde trabajé como albañil y llegué a ser jefe de obra», recuerda este hombre que acaba de cumplir los 65. Cuando tenía casi 30 años se puso a estudiar y sacó las oposiciones para policía y, gracias a su esfuerzo, fue ascendiendo, primero a cabo, después a sargento y «ahora con la nueva normativa inspector jefe», afirma el agente que impulsó la Policía Local de un municipio que en la actualidad cuenta con 25 personas en plantilla. Recuerda los momentos duros que le tocó vivir y aquellas jornadas laborales eternas en las que por la mañana ejercía de policía y por la tarde iba en el camión de reparación del alumbrado. Ahora, después de medio siglo trabajando, quiere dedicarse a viajar y a estar con su mujer, María Dolores Urbón Varela , sus tres hijos, Nuria , Begoña y José Luis , y sus tres nietos. Ahí tienen dos imágenes del primer policía de Cambre.

Y otra celebración que tuvo lugar ayer fue una comida en la Cocina Económica organizada por Unión Coruñesa y cuyo objetivo era recaudar fondos para esta institución que preside Alberto Martí Villardefrancos. Asistieron más de 70 personas «y les hemos dicho que no a más de cien», aseguró Carlos Marcos, que tuvo un especial recuerdo para el anterior presidente de la entidad, Fernando Suárez García. El dinero de la comida y el de la fila cero, más de dos mil euros, irá a parar directamente a la entidad que alimenta cada día a unas 600 personas. Al acto se sumaron responsables de otras instituciones, como Carmen Colmeiro, presidenta de la Cruz Roja Galicia, Carmen Cervigón, de Padre Rubinos, Flor Veloso, presidenta del Club de Leones Marineda, o la presidenta de la Casa de Galicia en Nueva York, Rita Mariña. De esta última entidad, Alberto Martí evocó la larga tradición de ayudas a la Cocina Económica, mientras la presidenta dirigió unas palabras a los asistentes recordando que una de sus primeras visitas a la Cocina había sido cuando tenía solo 18 años. Flor Veloso aprovechó el acto para darle a Martí la foto que recoge el momento en que dicho club de leones entregó una ayuda económica.

Desde anoche pueden contemplarse, por primera vez en Galicia, las obras del artista gaditano Daniel Sueiras. Se trata de la exposición abierta en la galería Moret Art con el título Selección natural en la que este pintor y escultor rinde un homenaje a los hallazgos de Charles Darwin sobre la selección de las especies y explora con ironía su propia ley de selección. El artista, según los organizadores de la exposición, plantea al espectador cuestiones como si el hombre podría hacer que de las ramas de los árboles salieran directamente lápices o que los caballos fueran color fucsia. Una de las características de las obras es su «altísimo nivel técnico». La muestra incluye también dibujos de Sueiras, que fue discípulo del pintor Antonio López.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de A Coruña

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos

La última guardia de Moncho