¿Por qué de resaca nos apetece comida basura?

Después de una noche de aúpa toca una resaca a la altura de la juerga disfrutada. En un estado de flojera general, nada entra mejor que una hamburguesa. Pero, ¿es una buena idea?


La unión entre resaca y comida basura no es casual. ¿Cuántas veces te has lanzado a por una hamburguesa con patatas en pleno bajón post-festivo? Después de una noche dura, seguramente muchos de los que estáis leyendo esto habéis pensado -si es que no lo habéis hecho ya- en comeros una buena ración de grasas saturadas. Es empezar a devorarlas y notar cómo el cuerpo se viene arriba. Pero no. Resulta que así solo la alargas más. El médico experto en nutrición Manuel Viso nos da la explicación. ¿Por qué nos apetece eso en lugar de un brécol o una fruta? «Por la hipoglucemia que haces con el alcohol y la pérdida de minerales. El alcohol deshidrata e inhibe la hormona antidiurética, por eso orinamos más. Así perdemos más agua y, también, más minerales, azúcar y sal. De ahí que nos apetezcan más las comidas fuertes que otras saludables cuando estamos de resaca», explica. Si por lo que sea pensamos que el café o una bebida energética son justo lo que necesitamos para ir a trabajar después de una buena fiesta, estaremos equivocándonos una vez más. «El alcohol deprime el sistema nervioso central, así que si lo estimulas de esa forma estás también retrasando la resaca, porque la enmascaras», señala Viso. Y así, de golpe y porrazo, nos desmonta los principios de cómo afrontarla. Ahora que la estamos padeciendo y sabemos que la hamburguesa es una mala opción, ¿cómo la combatimos?

El doctor nos revela qué medidas debemos tomar antes y después de la ingesta alcohólica. Para antes, mejor beber poco (y así la evitas) y despacito, como dice la canción. Y nunca, pero nunca, beber con el estómago vacío. Lo mejor que podemos comer antes de las copas son los alimentos ricos en proteínas, fibra e hidratos de carbono. Vamos, que eso que se dice del plato de pasta o el chuletón esta vez sí que se cumple. Si ya la has liado, hay que recurrir a las medidas de emergencia, que empiezan por darse un paseo corto antes de meterse en la cama. Al día siguiente, hay que beber agua o bebidas isotónicas e infusiones. «Nunca café, porque es diurético», precisa. Así que eso de darle a tu amigo café solo con sal en el peor momento de la noche tampoco es buena idea. «La sal sí, pero el café es malo y daña el estómago», dice Viso, que también desmonta el mito de que una cerveza ayuda a aliviar la resaca. «Tiene hidratos de carbono y palía un poco la sintomatología, pero estás alargándola porque estás metiendo de nuevo más alcohol», advierte. Lo mejor que podemos hacer, además de comer algo sano, es descansar. «Es necesario para evitar accidentes de tráfico o domésticos, y para aliviar el cuerpo, que se encuentra en una situación de cierto estrés», detalla. Cuando el daño ya está hecho, cuidado con los medicamentos que tomas. «El omeprazol puede proteger si lo tomas antes. Pero nada de paracetamol, que puede dañar el hígado igual que hacen las grasas. Para el dolor de cabeza, mejor ibuprofeno». Palabra de médico. 

Los alimentos que ayudan a sobrellevarla

1. Alcachofa: También el brócoli, la escarola y otras verduras nos ayudarán a limpiar y a expulsar toda aquella toxicidad que nos está amargando el día.

2. Leche y huevos: Tienen cisteína, un aminoácido muy útil para eliminar el acetaldehído. La leche, tanto en líquido como en sus derivados, ralentiza la absorción del alcohol.

3. Arroz y pasta: El arroz, la pasta y los cereales integrales contienen una buena fuente de proteínas e hidratos de carbono, justo lo que necesitamos en un día como este.

4. Frutos secos: Todos los alimentos que sean ricos en vitamina B6 serán bienvenidos. Los frutos secos, los espárragos, el aguacate y la soja son solamente algunos de ellos.

5. Fruta: El plátano, el limón, la compota de manzana y los zumos de forma moderada son igualmente ricos en vitaminas y, por tanto, buenos para combatir el exceso.

6. Carne y pescado: Hay que comerlos, pero no de cualquier forma. Una carne suave como el pollo a la plancha y un pescado cocido son dos excelentes alternativas para esta dieta «anti resaca» creada por el doctor Viso para YES.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
11 votos
Tags
Comentarios

¿Por qué de resaca nos apetece comida basura?