No es malo que los niños jueguen con videojuegos

O eso asegura un estudio de la Universidad de Oxford que explica es beneficioso para el desarrollo del pequeño si se hace durante una hora al día


Redacción

Los niños viven con la preocupación constante de cometer algún tipo de maldad que termine con el tradicional castigo paterno. Es así ahora, hace 10 años y hace 50. Lo que ha cambiado a lo largo de todo este período es la sanción impuesta. Antes, los progenitores dejaban a los pequeños de la casa sin salir a jugar con sus amigos al parque o sin su juguete predilecto. Ahora, las nuevas generaciones tienen más donde elegir: que sí quitarle el ordenador, la tableta, el móvil y, como no, los videojuegos. Suprimir de la rutina diaria la consola es, sin duda, una de las elecciones favoritas y más fáciles, sobre todo porque no existe la excusa de «lo necesito para los deberes» que pueden alegar si se les retira la posibilidad de uso del PC. Es más, algunos padres incluso vetan este tipo de sistemas como parte de regalos, y da igual que sean navideños o de cumpleaños.

Sin embargo, y a pesar de las miradas acusatorias de ciertos progenitores hacia este tipo de entretenimientos, según un reciente estudio de la Universidad de Oxford recogido por el diario británico The Independent, los jóvenes que juegan con videojuegos hasta una hora al día son más felices y sociales, y menos hiperactivos. De esta forma, establece que esta practica sería beneficiosa para el desarrollo de los niños de entre 10 y 15 años ya que además los videojuegos en sí les aportan una amplia gama de desafíos de tipo cognitivo, para la exploración, de relajación y para la socialización con sus iguales. El estudio analizó casi a 5.000 niños, comparando a aquellos que no hacían uso de los videojuegos y aquellos que pasaban tiempo disfrutando de este placer. Los resultados fueron claros ya que los del segundo grupo mostraron niveles más altos de sociabilidad.

Aunque hasta ahora casi todos coincidían en que era perjudiciales, parece que esta investigación tira por los suelos años y años de mala fama. A pesar de ello, los expertos alertan de que estos efectos nocivos que han llevado de la mano desde el origen de los tiempos se empiezan a detectar cuando se dedican más de tres horas al día y con juegos no apropiados para su edad. Por lo tanto, los padres deberían estar vigilantes para que sus hijos no se pasen y evitar así que sus pequeños se pierdan poder practicar actividades más enriquecedoras por pasar demasiado tiempo delante de la televisión jugando.

Pero ahora, con el mes de agosto por delante, puede ser una buena época para que los niños, acompañados por una figura adulta, aprendan a jugar con los videojuegos y cojan unas rutinas de tiempo. Aprovechando el tiempo libre de los pequeños y de los padres, una buen opción pueden ser los juegos en grupo. Just Dance 2014 -disponible en PS3, PS4, Nintendo Wii, Nintendo WiiU, Xbox 360, Xbox One- es una elección más que apropiada para los que les guste bailar y poder moverse un poco en los días en los que el mal tiempo empaña los planes de playa. La Voz -para Nintendo Wii-, basado en el popular concurso televisivo, o Let's Sing 7 -también para Nintendo Wii y con hasta cuatro micrófonos para competir en familia o con los amigos con posibilidad además de utilizar efectos de voz- puede ser una vía a considerar si se quiere explotar la vena artística y de cantante del pequeño. Para los amantes de la aventura y del mundo azul, los Pitufos Party -para Nintendo Wii- será el elegido para aquellos padres a los que le encante revivir su infancia jugando con los personajes de toda la vida mientras bailan al ritmo de las canciones. Todos estos videojuegos se pueden encontrar en El Corte Inglés.

Newsletter Educación

Recibe todas las semanas la información más relevante sobre educación

Votación
2 votos

No es malo que los niños jueguen con videojuegos