Desaparece un centenar de libros del Proyecto Cúmulum en la muralla de Lugo

Los volúmenes robados son las ediciones de mayor calidad, como los referidos a la artista Maruja Mallo Hace una semana comenzaban a colgarse en Lugo tres mil libros de la muralla solidaria de la Fundación Cúmulum, en el trascurso de un acto festivo. Pero ya han desaparecido los primeros tomos. El lunes faltaban alrededor de treinta, pero ayer eran ya más de cien ejemplares. «Lo esperábamos», comentó Luz Darriba, promotora de este proyecto, quien solicita mayor vigilancia. Desde el ayuntamiento se hace un llamamiento a la ciudadanía, pero se considera imposible tener a un policía junto a la estructura.


LUGO

Las primeras desapariciones se calificaron por los responsables de Cúmulum como hechos puntuales y en todo momento esperados. Sin embargo, ayer surgía la alarma por el robo de más de cien ejemplares de una obra que pretende rodear la Muralla romana con medio millón de libros.«Reconozco que son una tentación, pero comienza a ser premeditado, porque no cogen cualquier libro, sino que se llevan los mejores, como por ejemplo los referidos a la pintora Maruja Mallo», explicó Darriba. La artista se lo toma con humor, cuando considera que, «si son para leer, cumplen su objetivo final, aunque no hacemos esta nueva muralla para que nos roben».Civismo y medidas policialesDesde Cúmulum se pide mayor vigilancia y entienden la postura del ayuntamiento de no disponer en exclusiva de un policía las 24 horas del día, «aunque sí deberían patrullar por las noches con más asiduidad, como forma de disuasión», indican.El alcalde de Lugo, Xosé López Orozco, pidió a los lucenses mayor civismo, «xa que tódalas iniciativas que axuden a que a Muralla sexa declarada Patrimonio da Humanidade deben ter o noso respeto».Desde el gobierno municipal se están estudiando medidas de protección para los libros, pero no van a pasar por un servicio permanente, ante la escasez de medios de la Policía Local.Este contratiempo en la construcción de la obra para rodear el muro romano de volúmenes procedentes de todo el mundo se suma a otros de tipo económico y de voluntariado. Actualmente, doce personas están embolsando el medio millón de libros que se necesitan para hacer toda la obra, «por lo que tardaremos, a este ritmo, dos años», explicó Darriba, quien solicita una vez más la ayuda de voluntarios.Aunque el desánimo no ha llegado a los miembros de la Fundación, en los próximos días se decide buena parte del futuro de este proyecto. «Necesitamos con urgencia la colaboración ciudadana para empaquetar, además de empresas que estén dispuestas a correr con los múltiples gastos que tenemos».El elevado coste de la estructura de hierros que sustentan los tomos corre a cuenta de la propia creadora de la iniciativa. El ayuntamiento les permitirá colocar carteles de las empresas que colaboran con Cúmulum en diversas vallas de la Ronda da Muralla.«Sin dinero no lo conseguiremos porque, además, tendremos que pagar a la gente si queremos embolsar los miles de libros», indicó Darriba.Visita de los DuquesLos Duques de Lugo comienzan hoy una visita a la ciudad amurallada. La Fundación Cúmulum no ha querido en ningún momento explicarles su proyecto, pero le presentaron al alcalde lucense un protocolo para que informe a la infanta Elena y a Jaime de Marichalar de su iniciativa, que tiene el aval de la propia Unesco. Por este motivo, los Duques no tienen previsto acercarse a la muralla de libros, «porque queremos que los hechos vayan por su propio cauce».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Desaparece un centenar de libros del Proyecto Cúmulum en la muralla de Lugo