Patrocinado por

La Xunta reclama poder participar en la planificación forestal estatal

Maruxa Alfonso Laya
M. Alfonso REDACCIÓN / LA VOZ

FORESTAL

Santi M. Amil

Medio Rural reclama al Gobierno más tiempo y un enfoque más participativo en todo el proceso, teniendo en cuenta que Galicia es una potencia en este sector

26 nov 2022 . Actualizado a las 10:51 h.

El conselleiro de Medio Rural, José González, ha reclamado al Gobierno central que corrija los tiempos y el enfoque en la tramitación de la Estrategia forestal española, el Plan forestal y las directrices básicas de ordenación. Lo hizo durante su participación por videoconferencia en la última Conferencia Sectorial de Medio Ambiente en la que se abordaron estas cuestiones. 

González aprovechó el encuentro para transmitir la disconformidad del Gobierno gallego por el fondo, y especialmente por la forma, en la que se está desarrollando el proceso para diseñar el futuro del sector forestal. Y es que Galicia, añadió el conselleiro, es una potencia a nivel nacional en este ámbito porque aquí se produce el 54 % de la madera de toda España, además de que esta comunidad dispone del 28 % de las existencias de madera, entre otras cifras significativas de su peso en este campo productivo.

Por eso González reclamó a Madrid que se conceda más tiempo para ahondar en las aportaciones realizadas por la comunidad y se que amplíen los plazos para que estos territorios puedan estudiar los documentos definitivos en profundidad, e incluso analizarlos con los sectores forestales autonómicos. También lamentó que se remitiese a la Xunta la amplísima documentación solo unas horas antes de que diese comienzo la reunión de la conferencia y pidió que se avance en grupos de trabajo técnicos antes de elevar un asunto tan complejo a un órgano de decisión política, como la Sectorial. 

Entre las cuestiones concretas en las que debería incidir esta normativa está la mejora de la fiscalidad, explica Medio Rural. Esta es una competencia estatal que limita y dificulta cualquier medida para el fomento del asociacionismo que puedan impulsar las comunidades autónomas, además de que es algo reiteradamente demandado por el sector.

En el campo normativo, Galicia aboga por una ley de la propiedad forestal privada a nivel nacional, que regule el asociacionismo, la lucha contra el abandono o la propia fiscalidad, entre otras cuestiones. En relación con los incendios forestales, la Xunta considera indispensable trabajar para mejorar la gestión de temas como los grandes incendios forestales.

A mayores, la Xunta demanda potenciar las líneas que fortalezcan la gestión forestal activa de las masas existentes, sin renunciar a ampliar las superficies arboladas, y requiere que se le dé un mayor papel protagonista a esta cuestión, como elemento clave para alcanzar los objetivos que se persiguen con la estrategia forestal española. Además, el Gobierno gallego lamenta que cuestiones tan importantes como las necesidades reales de madera, la balanza comercial en este campo y otras tendencias futuras queden difuminas a lo largo tanto de la Estrategia como del Plan.