La UE bloquea la prórroga de cinco años para el glifosato

La licencia del polémico herbicida de Monsanto expira el próximo 15 de diciembre sin acuerdo a la vista


bruselas / corresponsal

La división no podía ser mayor en el Comité de plantas animales alimentos y piensos. Al menos 14 países votaron a favor, entre ellos España y Reino Unido. No fueron los únicos. Curiosamente los países nórdicos (Dinamarca, Suecia y Finlandia), tradicionalmente más celosos del cuidado medioambiental, también se mostraron partidarios de ofrecer una moratoria al pesticida.

El bando del «no» sigue encabezado por Francia. Los galos exigen reducir el plazo a tres años por las dudas en torno al impacto del glifosato en la salud humana y animal. Bélgica, Luxemburgo, Italia, Grecia y Austria cerraron filas con París. Y en el medio, sin tomar partido, se quedó Alemania. Berlín tiene los ojos puestos en la formación de Gobierno, a la que se podrían sumar los verdes.

El voto negativo de Francia y la abstención de Alemania ha sido determinante. A pesar del nutrido grupo de países que apoyaron la propuesta, sus fuerzas no suman la mayoría suficiente para dar luz verde. Necesitan el respaldo de 55 % de los países de la UE que representen al menos el 65 % de la población.

Al polémico pesticida de Monsanto, utilizado en plantaciones agrícolas y limpieza de espacios públicos, le queda poco tiempo de vida si nadie lo remedia. El 15 de diciembre expira su licencia. El gigante agroquímico necesita una respuesta positiva antes de la fecha para seguir vendiendo el producto. De lo contrario, el mercado deberá deshacerse de todas sus existencias en un plazo de 18 meses.

Las organizaciones ecologistas insisten en la necesidad de prohibir el uso de un pesticida que en el 2015 fue catalogado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como «probablemente cancerígeno». Sin embargo, la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) y la Agencia Europea de Productos Químicos (ECHA) determinaron que «no parece que el glifosato suponga un riesgo cancerígeno para los humanos». Las autoridades de la UE sostienen que no «no hay vínculos evidentes entre el glifosato y el cáncer» y declararon que «no se debería clasificar como sustancia que causa daños genéticos». Algunos críticos sostienen que los estudios sobre los que apoyan sus conclusiones han sido contaminados por Monsanto. En multitud de ocasiones se ha pedido a ambas agencias que revele los detalles de los informes, sin éxito. Tampoco la multinacional estadounidense ha querido comparecer ante el Parlamento Europeo para dar explicaciones, una actitud que le ha valido la prohibición de acceso a la Eurocámara.

Mientras prospera la iniciativa ciudadana lanzada para frenar el uso del pesticida (reunió 1.070.865 firmas), Bruselas se prepara para acudir a finales de mes al Comité de Apelaciones, un organismo de mayor rango político, para exigir a los 28 que desbloqueen la situación. De no hacerlo, la Comisión Europea tiene tres escenarios posibles: Dejar que expire la licencia, forzar otra prórroga o renovar directamente el permiso.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

La UE bloquea la prórroga de cinco años para el glifosato