«Do que se trata é de ensinar á xente a comprar de forma responsable»

Así funciona el grupo de consumo del campus tras dos meses de vida


pontevedra / la voz

El pasado 27 de octubre se presentaba en público la asociación Grupo de Consumo Responsable do Campus de Pontevedra. Se trata de una iniciativa que está incluida entre las acciones del programa Green Campus, pero que su presidente, el PAS de la Escola de Forestais Luis Torres, ya había comentado con el anterior equipo de gobierno de la Universidade de Vigo. ¿Qué buscan? Su finalidad es ir más allá de un grupo que compra de forma conjunta alimentos ecológicos y de proximidad.

Luis Torres recalca que están «traballando en probas» y que, de momento, son once personas las que forman el colectivo: siete profesores, tres PAS y una personal de prensa. «O de traballar en probas está ben porque vas vendo o que se pode mellorar», explica. De momento los integrantes del grupo de consumo hacen un pedido semanal a Hortasan, que tiene un puesto en la plaza de abastos de Pontevedra. Pura Seoane les manda el domingo por la noche el listado de productos y ellos hacen el pedido el martes. El viernes a primera hora lo reciben en Forestais, ya distribuido en cajas para cada consumidor.

La responsable de Hortasan señala que son «produtos galegos nosos, de compañeiros e algún ecolóxico de Granada». Pura aplaude la idea del Grupo de Consumo Responsable do Campus de Pontevedra porque coincide con su filosofía. «Queremos incentivar isto, que máis xente consuma fresco, son produtos que non pisan unha cámara. Que grupos coma este veñan a consumir á praza, tendo unha bonificación se son moitos», es la propuesta que va a trasladar a la asociación.

La idea es que los miembros del grupo vayan al mercado y escojan ellos los productos que quieren. «Non damos abastos e a nós como produtores se nos esixe máis. Temos trabas burocráticas e derivadas do cambio climático», dice.

Luis Torres comenta que cada integrante del grupo gasta una media de 30 euros por semana en frutas y verduras. Con vistas al futuro quieren contar con más suministradores. «O problema que temos nós e que non temos infraestrutura para xestionar. O ideal sería ter un listado do que máis nos interesa de cada un», apunta. De momento el grupo no tiene un local para poder garantizar el frío, pero podrían contar «nun futuro non moi lonxe» con una especie de almacén en la Facultade de Ciencias Sociais. Si se confirma, en ese espacio podrían tener una nevera para ampliar el suministro que reciben a carnes y lácteos.

Con ánimo de crecer

Luis Torres hace hincapié en que la idea es que el grupo crezca, ya no tanto en número de personas, sino en actividad. «Do que se trata é de ensinar á xente a comprar de forma responsable. Pódense facer moitas cousas, charlas, degustacións de produtos que non son moi coñecidos...», expone. Cuando se creó el grupo el objetivo era que fuera una asociación abierta para que pudieran sumarse alumnos universitarios. El presidente de la asociación afirma ahora que ya no está tan seguro. «Non o temos moi claro. Agora funcionamos na confianza, facemos os pagos dos produtos por Bizum e deixamos de prazo ata o martes seguinte para pagar. Se abrimos o tema a catro mil persoas e non contamos con infraestrutura... Ese será un proxecto máis a longo prazo», subraya.

El grupo formado en el campus de Pontevedra no conoce iniciativas similares en las universidades gallegas. Ellos se inspiraron en la Universidad de Valencia, que cuenta también con huertas urbanas. Luis Torres lo tiene claro: «A universidade, ademais da docencia e a investigación, ten que ter unha terceira vertente social que ten que ver coa saúde e a cultura».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

«Do que se trata é de ensinar á xente a comprar de forma responsable»