ourense

El rural ourensano disfrutó de un acontecimiento deportivo poco usual por estos lares y en estas fechas: el paso de la Vuelta ciclista a España. La etapa decimoquinta, que antes del covid debía adentrarse en tierras portuguesas, tuvo que cambiar recorrido por la pandemia y los beneficiados fueron los vecinos y aficionados de la provincia de Ourense que tuvieron una segunda etapa para disfrutar de la ronda. La más larga además, atravesando longitudinalmente Ourense de oeste a este, desde la Terra de Celanova hasta A Gudiña y O Padornelo, pasando previamente por A Limia y Monterrei.

Fue una etapa dura, por la climatología, con frío y viento, además de por el recorrido, que presentaba cinco puertos de montaña de dificultad creciente. Tras dejar la provincia de Pontevedra, en Arbo, el pelotón entró en la de Ourense a través de A Frieira y el primer alto de San Amaro. Hubo una primera fuga de diez corredores. El grupo de cabeza creció hasta los quince, rodando a una media de casi 38 kilómetros por hora.

La comitiva pasó por bucólicos parajes con imágenes de rollos de paja creando bicicletas o vacas pastando tranquilamente ajenas a todo. Así se llegó a Quintela de Leirado y Verea, para bajar a Celanova, donde los vecinos salieron a disfrutar del espectáculo, aunque la velocidad del pelotón hizo que apenas se pudiese disfrutar durante unos segundos.

Más calma hubo para verlo en las largas rampas del Alto do Furriolo, con pendientes al 7 % durante más de cinco kilómetros. «Hai máis guardias civiles que ciclistas», comentaba una espectadora, después de ver pasar decenas de motos del instituto armado.

;
Vuelta a España. Subida al Furriolo (A Bola) Vuelta a España. Subida al Furriolo (A Bola)

El viento soplaba bastante fuerte y frío y ahí seguían el grupo cabecero de trece corredores que llevaba una ventaja de casi cinco minutos sobre un ordenado pelotón, que subió en fila colocado por equipos. El ganador de la etapa de la víspera en el seminario de Ourense, el belga Tim Wellens estaba entre los fugados.  

En Xinzo, la ronda también tuvo calor humano, con cientos de vecinos apostados en las aceras de la N-525 para ver pasar la comitiva. También los hosteleros aprovecharon para hacer públicas sus reivindicaciones.

La ronda que enfilaba tierras de Monterrei y A Gudiña para adentrarse después en la provincia de Zamora, a través del Padornelo, donde les esperaba la fría lluvia. Fueron solo dos jornadas, pero la Vuelta dejó huella por el esfuerzo de los ciclistas y por la parafernalia de vehículos y organización que conlleva. Algunos equipos hicieron noche en alojamientos ourensanos, como en los balnearios de Caldaria en Arnoia y Laias, que recibieron a las escuadras de los corredores Chris Froome y Tim Wellens.

alcalde de Arnoia, Rodrigo Aparicio, al ganador de la 14ª etapa de La Vuelta, Tim Wellens, alojado en el Balneario de Arnoia Caldaria.
alcalde de Arnoia, Rodrigo Aparicio, al ganador de la 14ª etapa de La Vuelta, Tim Wellens, alojado en el Balneario de Arnoia Caldaria.

Philipsen gana una etapa de las que hacen afición en la despedida de Galicia de la Vuelta

La Voz

El viento, el frío y la lluvia pusieron un broche de oro a un recorrido de 230 kilómetros

Jasper Philipsen, el sprinter belga del Emirates, logró en Puebla de Sanabria su primera victoria de etapa en una gran vuelta y también la primera para su equipo en esta edición de la Vuelta a España. Porque aunque los pronósticos apuntaban a que el triunfo estaría enuna escapada, la gloria se decidió al esprint. Los 230 kilómetros de etapa, con cinco puertos de tercera categoría, fueron durísimos para los ciclistas y depararon más emoción que algún otro recorrido de la carrera con ascensos de renombre. El plan del día parecía claro, terreno favorable para una fuga, pero el fuerte viento y la aparición irónica de la lluvia nada más salir de Galicia condicionaron la carrera.

Seguir leyendo

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La Vuelta dejó huella en el rural ourensano pese a su veloz paso