El puerto de Róterdam sobrevive sin sobresaltos al primer día laboral tras el «brexit»

Imane Rachidi RÓTERDAM | EFE

INTERNACIONAL

BART BIESEMANS | Reuters

El mayor embarcadero de Europa supera su primera prueba de fuego

04 ene 2021 . Actualizado a las 20:28 h.

El puerto de Róterdam (Países Bajos) sobrevivió este lunes sin sobresaltos al primer día laborable del 2021, en el que el transporte marítimo y los flujos comerciales entre el Reino Unido y la Unión Europea (UE) están sometidos a las nuevas reglas del brexit, con un aumento de controles aduaneros y una licencia de exportación.

Transbordadores llenos que ponían rumbo al Mar del Norte, camioneros con rostro de desazón que eran redirigidos hacia los aparcamientos temporales para poner al día su documentación y registrar su mercancía antes de recibir autorización para acceder a la terminal, agentes de aduanas y veterinarios movilizados pero, sobre todo, muchos nervios por miedo a que algo se tuerza y la circulación se vea bloqueada por los atascos.

Para evitar la congestión, los agentes del puerto han separado de forma clara a los exportadores que ya tienen todos sus papeles en orden de aquellos que han obviado las advertencias y no habían registrado su mercancía, por lo que tienen que pasar por los equipos de escaneo, recibir explicaciones del procedimiento y empezar a acostumbrarse a la nueva situación del comercio de mercancías con los británicos.