Audasa rechaza el plan de rebajas de la AP-9 y complica su puesta en marcha

Carlos Punzón
carlos punzón VIGO / LA VOZ

GALICIA

Peaje de la autopista AP-9 en Fene
Peaje de la autopista AP-9 en Fene JOSE PARDO

Deberá visarlo el Consejo de Estado y el Gobierno piensa ya en el 31 de julio

09 jun 2021 . Actualizado a las 17:05 h.

Audasa ha declarado oficialmente su «no conformidad» con el plan de rebajas y bonificaciones previsto por el Gobierno central para la AP-9. La concesionaria de la principal autopista de Galicia no está de acuerdo con la fórmula que le ha planteado el Ministerio de Transportes para calcular lo que debe de pagar para compensarle por lo que dejen de abonar los usuarios del vial respecto a la tarifa oficial.

Fuentes del departamento del ministro José Luis Ábalos señalan que Audasa no acepta el porcentaje de tráfico que se le quiere restar del total de usuarios de la infraestructura, resta que la Administración entiende que debe hacer ya que la empresa contará con más clientes que ahora debido a la atracción de automovilistas que ejercerá la bajada en los peajes. El viaje de vuelta gratis, el 20 % de descuento a mayores para los que hagan más de 20 recorridos al mes, u otro 50 % que no habrá que pagar entre Vigo y Tui, son medidas que el ministerio cree que atraerán mucho más tráfico a la AP-9 que Audasa no puede convertir en ingresos en su totalidad. Es lo que se denomina tráfico inducido, una línea roja declarada en el ministerio que asegura no estar dispuesto a asumir, por lo que ha decidido implantar un factor de corrección que evite que Audasa obtenga un beneficio desmedido.

Ahora, un doble visado

La negativa de la empresa concesionaria a este punto del plan de descuentos no bloquea en todo caso su puesta en marcha, pero sí la complica. Las fuentes del Gobierno consultadas señalan que ahora se tendrán que efectuar trámites que de existir el beneplácito de la empresa se habrían evitado. El texto que configurará el real decreto de bonificaciones de la autopista gallega tendrá que ser ahora visado previa y necesariamente por el Consejo de Estado y, antes incluso, por el Consejo de Obras Públicas, un órgano colegiado de carácter técnico y consultivo del Ministerio de Transportes.

Deberá contar además, como ya estaba previsto, con un doble visto bueno del Ministerio de Hacienda, tanto para aprobar que hay un expediente presupuestario que respalda el gasto que contraerá el departamento de Ábalos, como que con este no se vulnera el techo de gasto, el límite de inversión con el que cuenta el ministerio. La aprobación del equipo jurídico de Transportes, la finalización del expediente y la comisión de asuntos económicos tendrán que apurarse en un corto plazo de tiempo para que el Consejo de Ministros apruebe el real decreto y este entre en vigor con su publicación en el BOE.

Las fuentes consultadas del Gobierno aseguran que, pese a los nuevos trámites, «trabajamos con el horizonte previsto de julio para poner en marcha las bonificaciones», si bien especifican que el plazo anunciado por el ministro ante al presidente de la Xunta se refería al mes de julio en su totalidad, pensando ahora ya en el día 31 como objetivo.

Posible retraso

«Este es un texto muy complejo sobre un asunto muy gordo», inciden los testimonios consultados, que no descartan que los nuevos trámites surgidos por el rechazo de Audasa lleve la puesta en marcha de las bonificaciones algo más allá de julio, lo que aseguran otorgan una importancia relativa frente a la necesidad de armar jurídicamente un real decreto que no contará con el acuerdo de la empresa encargada de hacer efectivas las rebajas a los usuarios de la AP-9.

El BNG reclama que se inicien este mes los descuentos que pactó para apoyar a Sánchez

El diputado del BNG, Néstor Rego, considera como «un incumprimento» del Gobierno que las rebajas en la AP-9 pactadas con el PSOE a cambio del apoyo nacionalista a la investidura de Pedro Sánchez estén sin aplicar todavía.

«Estamos a finalizar o primeiro semestre do 2021 e aínda non temos noticia dese real decreto», afeó el diputado, que considera que Galicia está siendo obviada por el Gobierno central. «Cada día que pasa aumenta o descrédito do PSOE», manifestó el nacionalista, que lleva pidiendo sin éxito desde enero la aplicación del acuerdo reflejado en los Presupuestos del Estado de este año con casi 56 millones de euros.