Un palista con precisión de cirujano

Rocío García Martínez
rocío garcía LALÍN / LA VOZ

DEZA

Pincha una aceituna con su pala y se la da en la boca a un voluntario

28 oct 2020 . Actualizado a las 16:10 h.

Todo empezó con un reto televisivo en el programa Land Rober de la TVG. El presentador, Roberto Vilar, invitaba a los palistas gallegos a demostrar su dominio de la maquinaria convirtiendo pala en palillo y pinchando una aceituna con su excavadora. «Eu non o vira, pero os meus amigos mandáronme o enlace dicíndome: Isto é para ti», explica el lalinense Daniel Taboada Vilariño.

Y cuánta razón tenían. Daniel, que tiene 28 años, lleva literalmente media vida manejando excavadoras. «Crieime nunha empresa familiar de escavacións. Con quince anos xa manexaba as palas», cuenta. Desde hace cuatro años y medio, Daniel Taboada dirige además su propia empresa, Excavaciones Daniel, con sede en Goiás.

Al lalinense le faltó tiempo para aceptar el reto. Con un rollo de cinta aislante fijó un tenedor a la pala de su retroexcavadora. Colocó la aceituna en un plato, el plato sobre un remolque y se puso a los mandos. En cuestión de diez segundos tenía la aceituna insertada en el cubierto. 8.500 kilos de maquinaria manejados con la delicadeza necesaria para no convertir el tenedor en chatarra ni la oliva en aceite.