mercados

Fábricas que se controlan a distancia

En menos de tres años esta empresa gallega ha conquistado al metal, la automoción o la alimentación. Controlan al segundo qué sucede en una planta de producción o en el sistema de una compañía. Le dan sentido a los datos y facilitan que sus clientes puedan anticiparse