«Ni viviendo en el Caribe, perdonamos un verano en Galicia»

BAIONA

Cristina, Jorge y sus tres hijos, Cristina, Ana y Javier este agosto en Baiona
Cristina, Jorge y sus tres hijos, Cristina, Ana y Javier este agosto en Baiona XOÁN CARLOS GIL

Jorge y Cristina son una pareja de gallegos que no perdonan las vacaciones na terriña. Baiona es su tesoro de familia y A Illa el paraíso que han descubierto más recientemente con sus tres hijos

04 sep 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

Son los cinco (papá, mamá y tres niños, las mellizas Ana y Cristina y el pequeño Javier) y tienen grandes aventuras. Son de A Coruña, pero todos sus veranos llevan a Baiona. «Yo siempre fui, la tradición empezó con mis bisabuelos o tatarabuelos. Las pandillas allí son de generaciones», comienza Cristina. Ahora, sus tres hijos y los hijos de sus amigos van haciendo también su grupo de verano azul.

Ella llevó a Jorge a su villa de vacaciones, y él fue llegar ¡y encajar! «Para mí, es un refugio, es desconexión. Vamos 15 días y además nos acercamos algún fin de semana largo. Aterrizas, te vistes de otra manera, más informal, conoces a la gente del pueblo y a la que veranea allí de toda la vida. Sales a la calle y no hace falta ni quedar», comparte Cristina. Su playa es la de la Barbeira, su mar de tranquilidad.

¿Lo mejor de veranear en Baiona? «Esa desconexión, aparcar el coche y no saber dónde lo has dejado después de unos días -valora Jorge-. Playa, hostelería, salidas en bicicleta... En Baiona sigues teniendo las callecitas de piedra, las casitas bajas, el paseo de Elduayen». Eso sí, el pueblo cambia por quincenas. En julio es «más gallego».