Lo que preocupa de comer pulpo es su precio

A los pulpeiros ourensanos las críticas del gastrónomo suizo les parece que no tienen mucho sentido aquí, aunque las respetan


ourense / la voz

Aunque en Galicia consideramos el pulpo como un manjar y es uno de los ingredientes emblemáticos de nuestra gastronomía, hay voces en el panorama internacional que cuestionan si es ético incluir a este invertebrado entre los alimentos para los humanos. La última opinión en este sentido, contraria a que el pulpo sea un plato de comida, la aporta el crítico gastronómico suizo Wolfgang Fassbender en el suplemento Belleveu del diario NZZ (Neue Zürcher Zeitung).

En su columna expone que, al igual que en su país no se plantean comer animales vivos o especies como hámsteres o gatos, también deberían abstenerse de comer pulpos. Esgrime que puede haber un exceso de capturas y que algunos métodos esquilman los fondos marinos, y aunque matiza que las trampas o nasas serían lo más adecuado para pescarlo, ya que, puntualiza, se arrancan de forma «brutal».

También menciona la cuestión de si la inteligencia de este invertebrado podría ser superior a la de otros animales, un argumento que tuiteó la actriz norteamericana Gwyneth Paltrow como razón de peso para dejar de comer pulpo. En el caso del suizo, él mismo lo relativiza diciendo que tampoco hacemos test de inteligencia a otros animales que sacrificamos en mataderos para comérnoslos. Este crítico concluye que puede apartar fácilmente el pulpo de su dieta porque nunca lo ha comido mucho porque no es tradición en e país helvético.

En Galicia, la situación de partida es totalmente diferente. El pulpo forma parte de la tradición gastronómica desde hace mucho tiempo y su prestigio como delicatesen no baja. Al contrario. El problema que esgrimen los pulpeiros ourensanos no es la extensión de debates éticos sino que la competencia o la apetencia por el pulpo en otros mercados encarece el producto aquí.

Isaura González, presidenta de la asociación de pulpeiros, apunta que la crítica contra las técnicas de pesca se pueden extender, no solo a las capturas de pulpo, sino a toda la pesca que se hace con arrastre. Sobre la opinión del crítico suizo en concreto, indica: «Mellor que non o coman. A demanda pon o prezo. Que o veñan comer aquí. Hai pouco polbo, e se se abren outros mercados, como América, encarécese. Se hai moita exportación queda desabastecido o mercado local, e ao sector primario non lle repercute. A xente cando vén aquí quéreo comer. A Galicia a xente vén a comer ben e polas festas, non polo sol. O que nós defendemos é que se coma aquí e na feira».

Paco Gómez, pulpeiro del restaurante A Feira de Ourense, nunca se ha encontrado a ningún cliente en contra. «Xamais, á xente encántalle. E cada vez hai máis cultura e cómese en Madrid e fóra de España. Só baixa o consumo cando sobe o prezo», asegura.

En O Carballiño, donde ya están preparando la próxima edición de la Festa do Pulpo, que esperan que sea ya internacional, el concejal Manuel Dacal añade que «todas as mortes son crueis» y aunque menciona que, vivo, el pulpo es un animal muy listo, también se puede cuestionar que el cefalópodo se alimente de otros congéneres como nécoras o centollos. «A natureza é así», concluye el concejal.

El riesgo de chupar las cabezas de gambas o cigalas

LA VOZ

Sanidad recomienda limitar el consumo de la carne oscura de los crustáceos por sus altos niveles de cadmio

«Se recomienda limitar, en la medida de lo posible, el consumo de la carne oscura de los crustáceos, localizada en la cabeza. Esta zona, de consumo muy habitual en España, se caracteriza por un elevado contenido en cadmio comparado con la carne “blanca” de los apéndices, por lo que una ingesta moderada de la misma evita una exposición inaceptable de cadmio para el organismo», es la recomendación de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria (Aecosan) cuando estamos a las puertas de la Navidad. 

El cadmio es un metal pesado que no posee funciones nutricionales ni fisiológicas en animales o humanos. Ha sido clasificado como cancerígeno por existir suficiente evidencia científica que lo avala. Se trata de un elemento que presenta numerosos efectos tóxicos, siendo la disfunción renal el principal efecto por una exposición prolongada. Esto es debido a su capacidad de acumulación en el túbulo proximal. También puede provocar desmineralización de los huesos, por acción directa o como resultado del daño renal.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Lo que preocupa de comer pulpo es su precio