Los cazadores cercan a la ministra Ribera por sus declaraciones a favor de prohibir la caza

Creen que no conoce su papel «como reguladora do ecosistema»


redacción / la voz

La ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, caminó esta semana por libre en un asunto como la caza, que no compete a su cartera, y acabó cayendo en un pozo enfangado. En una entrevista concedida a Onda Cero y recogida por Europa Press aseguró que desde su «perspectiva personal» no entiende «a todas aquellas personas que disfrutan en la caza o en los toros viéndolos sufrir» y, aunque esas competencias no son de su cometido, de depender de ella «prohibiría» ambas prácticas.

Sus palabras cayeron como un jarro de agua fría en el sector cinegético, que, más allá de cuestionar lo apropiado, o no, de que la titular de una cartera gubernamental lance opiniones personales sobre una actividad «totalmente legal y regulada», interpretó el discurso como una falta de conocimiento de lo que implica esa materia en España y, concretamente, en Galicia.

El presidente de la Federación Galega de Caza, Javier Nogueira, recordó a la titular de Transición Ecológica que esta actividad «contribúe a regular os ecosistemas e condiciona a vida no rural». No solo eso porque, como añadió, «vese que descoñece a realidade social e cómo están enraizadas algunhas tradicións. Despois que non pareza raro a ninguén que gañen partidos coma Vox».

La caza en Galicia es entendida como una actividad deportiva y, como tal, están dadas de alta en la comunidad por parte de la Consellería de Medio Ambiente un total de 42.407 licencias, de las que en torno a la mitad son de cazadores federados.

Como explica otro de los portavoces de la Federación Galega, Antón Arrojo, estos datos colocan a la caza en la segunda actividad deportiva con mayor número de federados en la comunidad. Además, añade, un estudio realizado hace unos años por el colectivo apunta que mueve en Galicia unos 92 millones de euros cada año.

Descoordinación

Con un acorde suelto en una partitura, aunque la ministra habló desde su punto de vista personal sus palabras muestran la falta de coordinación entre departamentos. Porque esta misma semana, justo un día antes de la entrevista, en un foro organizado en Madrid sobre enfermedades de la fauna salvaje, el director general de Sanidad de la Producción Agraria del Ministerio de Agricultura, Valentín Almansa, avanzó que su departamento tiene «objetivos comunes» con los cazadores porque ambos son «colaboradores necesarios» para dar solución al medio rural en general.

El representante del MAPA apuntó el papel fundamental de los cazadores en materia sanitaria: «Somos un ejército de defensores del medio ambiente», dijo. Una contestación parecida a la de los cazadores la dieron también los defensores de los toros. Desde la Fundación del Toro de Lidia apuntaron hace unos días que «el animalismo es acabar con la tauromaquia, patrimonio cultural desde el 2013». Y desde el grupo parlamentario del PP también usaron ese argumento para arremeter contra el Gobierno. Apuntaron que tanto los toros como la caza «forman parte del patrimonio» español, y esta última es «fundamental para conservar especies y espacios».

PARTICIPA EN NUESTRA ENCUESTA

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
23 votos
Comentarios

Los cazadores cercan a la ministra Ribera por sus declaraciones a favor de prohibir la caza