La lluvia también está confinada

Aunque varía según las ciudades de la provincia, las precipitaciones han brillado por su ausencia en lo que va de encierro, en el que ha habido máximas de casi 24 grados


ferrol / la voz

Desde que se decretó el estado de alarma en el país por el avance de la pandemia del coronavirus, y los ciudadanos han tenido que permanecer confinados en sus casas, el tiempo no ha podido ser mejor en el exterior, lo que a algunos anima, pero a otros frustra por no poder disfrutar al aire libre de esa agradable meteorología. Aunque las lluvias hicieron acto de presencia ayer en Galicia y parece que se quedarán en los próximos días, en las más de tres semanas que van de encierro los datos de las estaciones que MeteoGalicia tiene repartidas por la provincia de A Coruña revelan que las jornadas de sol han superado por mucho a las de lluvia.

En Ferrol, de los 23 días de encierro que van de momento, ha habido precipitaciones en seis jornadas; en A Coruña, 5; y en Santiago, 7. Por lo que respecta al área de Barbanza, la estación de Corrubedo registró siete jornadas de lluvia y la de Cespón, ocho. En ambos casos, ayer fue la jornada en la que cayeron más litros por metro cuadrado.

En medio del confinamiento, durante el que se ha despedido el invierno y se dado la bienvenida a la primavera, se han registrado también unas temperaturas que han estado por encima de lo habitual en estas fechas, superando los 20 grados en varias jornadas y llegando a acercarse a los 23. En concreto, la máxima de las tres ciudades de la provincia fue la alcanzada por la estación de Meteogalicia en Santiago, que marcó el 18 de marzo los 22,7 grados. El fin de semana pasado también se ha caracterizado por la subida de los termómetros, especialmente el viernes y el sábado. La máxima de las tres ciudades de la provincia la alcanzó la ciudad herculina el día 4 con 23,8 grados anotados en la estación de la Torre de Hércules. En Ferrol se rebasaron los 20 grados y en Santiago se superaron los 21.

Sin librarse del frío

Aún así, como es habitual en esta época del año, la oscilación térmica es muy grande entre el día y la noche, por lo que pese a alcanzarse valores muy agradables en las horas centrales del día, a primera hora el mercurio se situó por debajo de los 10 grados en las tres urbes.

Los confinados que prefieran pasar el encierro con una meteorología más adversa están de suerte, pues desde ayer la presencia de las bajas presiones será constante en la provincia, por lo que la lluvia ayudará a que apetezca quedarse en casa.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

La lluvia también está confinada