Santiago bate su récord demográfico con 97.260 vecinos

El último informe oficial del INE confirma un incremento en el censo de 855 personas


santiago / la voz

El Instituto Nacional de Estadística (INE) ha adelantado la llegada de los Reyes Magos de Oriente a Santiago en lo que a demografía se refiere, ya que la ciudad ha cambiado la tendencia de los últimos años y ha incrementado el censo de población en 855 personas, la mayor subida desde los registros del INE iniciados en 1996.

Además de haber alcanzado la cifra récord entre dos anualidades (del 1 de enero del 2018 al 1 de enero del 2019), también supone la población mayor registrada nunca en el concello (97.260 habitantes) pero sigue muy lejos del viejo sueño de las cien mil personas, ya que para conseguirlo Santiago necesitaría incorporar a 2.740 nuevos habitantes.

Santiago ha cambiado la tendencia de los últimos años, en los que, con escasas excepciones, perdió población de forma sostenida y preocupante. Para encontrar el peor dato demográfico registrado por el INE en la capital de Galicia hay que remontarse hasta el 2004, año en el que el censo se quedó en 92.298 habitantes. Este fue el balance más negativo, pero la caída más relevante se produjo un año antes, ya que el censo del 2002 contabilizaba 93.273 personas empadronadas en Santiago frente a las 92.339 registradas en el 2003.

El saldo del último año en los veinticinco municipios que forman el área compostelana es positivo en un millar de habitantes, pero la comarca está lejos de su récord histórico de población, ya que el listón más alto corresponde al 2011, censo en el que constan 260.593 personas, 1.345 más que en la última estadística oficial.

Como en años anteriores, Ames mantiene la tendencia y no deja de crecer (515 inscripciones), aunque por primera vez en años lo haga con menos habitantes que Santiago. Pese a esa circunstancia, su balance es el más positivo de todos los municipios del área compostelana, ya que hace una década el INE contabilizaba en este ayuntamiento a 26.983 personas, lo que supone un crecimiento de 4.810 habitantes. Esto implica que este ayuntamiento del Val de Amaía recibió a más población desde el 2006 que el censo actual de concellos cercanos como los de O Pino y Rois. El primero vuelve a tener resultados negativos pese a que hace un año consiguió poner freno al descenso demográfico, un problema que no le resulta ajeno, ya que este municipio bajó de los cinco mil habitantes en el 2003.

La caída demográfica afecta sobre todo a los municipios más pequeños, pero también se ceba en las cabeceras de comarca. Santa Comba es un claro ejemplo, ya que la capital del Xallas bajó de categoría hace seis años, cuando se quedó con 9.913 habitantes frente a los 10.101 del 2012. En la última década, su censo experimentó una caída que se asemeja a todo el censo de Toques.

Ordes no se libra

El municipio de Ordes tampoco se libra de una evolución negativa, aunque es la única cabecera de comarca que supera con creces los diez mil habitantes y en los últimos años ha experimentado un repunte en el censo. Pero esto no impide que hace diez años tuviese registradas a 83 personas más que ahora.

Al extender este análisis a los ayuntamientos de la comarca ordense saltan todas las alarmas, porque los municipios de Frades, Tordoia y Trazo acumulan balances muy negativos que quedan ocultos por la capacidad de crecimiento de Oroso, que al igual que Brión y Teo no paran de crecer, aunque a un ritmo muy distinto al de Ames. Oroso tenía hace veinte años un censo de 4.904 personas, en la siguiente década alcanzó los 6.987 habitantes y en los últimos años el ritmo ha descendido (ahora tiene 513 habitantes más). Desde el año 2009, el concello de Brión tiene 632 vecinos más y Teo sumó 772. El efecto metropolitano se nota.

+ 2.168

Última década en Santiago

Santiago tenía en el 2009 93.458 habitantes frente a los 97.260 del año pasado.

5.036

Vedra mantiene categoría

El Concello compostelano perdió diez habitantes pero no bajó de los cinco mil.

+ 4.810

Ames, el que más crece

El concello más pujante tenía en enero del 2009 un censo de 26.983 habitantes

- 1.061

Fuerte caída en Santa Comba

Santa Comba tenía hace diez años 10.487 habitantes frente a los 9.426 actuales. Bajó de los 10.000 en el 2012

El retorno de emigrantes explica en parte la subida sin rejuvenecimiento

Somos más, según el Instituto Nacional de Estadística, y sin embargo somos más viejos, según el Instituto Galego de Estatística. ¿Existe alguna contradicción? No necesariamente. El censo de Santiago ha crecido en los últimos meses de una manera notable, pero también lo ha hecho el de Ames, que es el concello que está atrayendo a las parejas más jóvenes de la capital y, en consecuencia, también a los menores de 16 años, que ya solo están en uno de cada cuatro hogares compostelanos. Por otra parte, las ciudades gallegas sí han sido las principales receptoras de emigrantes retornados y de sus descendientes -20.000 en los últimos tres años en Galicia-, la mayoría en una edad madura.

Buenas cifras y un mal resultado

El Instituto Nacional de Estadística confirma que Santiago y los municipios que lo rodean siguen ganando población. En términos absolutos es una buena noticia, pero tras estas cifras se esconde un mal resultado, porque mientras el área metropolitana crece, la mancha de la despoblación aumenta a un ritmo muy rápido por la sencilla razón de que no hay nacimientos, por lo que las cifras demográficas positivas solo demuestran que somos menos y vivimos cada vez más concentrados.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Santiago bate su récord demográfico con 97.260 vecinos