La Brilat vuelve a echar mano de drones para combatir los incendios

La campaña Centinela Gallego arrancará el 15 de agosto y se extenderá hasta el 30 de septiembre


Pontevedra / La Voz

Al igual que ya ocurrió el pasado año, la participación del Ministerio de Defensa, y consecuentemente de la Brilat, en la lucha contra los incendios forestales se ha retrasado hasta mediados de agosto. De este modo, la campaña Centinela Gallego, según confirmó este miércoles el delegado del Gobierno en Galicia, arrancará el 15 de agosto y se extenderá hasta el 30 de septiembre.

En circunstancias normales, y si el nivel de riesgo de fuego no se incrementa, la brigada pontevedresa, junto al Tercio Norte de Infantería de Marina con base en Ferrol, desplegarán veintisiete patrullas terrestres compuestas por dos militares. En el caso concreto de la Brilat, está previsto que sus soldados puedan volver a echar mano de las aeronaves no tripuladas o UAV para llevar a cabo vigilancias desde el aire.

El convenio que Defensa mantiene con la Xunta prevés, asimismo, que, en el supuesto de que se incremente el nivel de riesgo, se desplieguen hasta medio centenar de patrullas, que contará con la colaboración de un helicóptero del Ejército de Tierra. Por su parte, en situaciones de riesgo muy alto, serán 75 las patrullas militares y dos los helicópteros de vigilancia.

A esta fuerza, que como viene siendo habitual en el marco de la Centinela Gallego solo realiza labores preventivas y disuasorias, se sumará tropas de la Unidad Militar de Emergencias (UME). Esta sí tienen capacidad para enfrentarse directamente a las llamas en el caso de que sea requerida su intervención por la comunidad autónoma.

En este sentido, desde la Dirección General de Protección destacaron que la UME pone a disposición de los intereses de Galicia media docena de secciones con base en León, al tiempo que desplazará diecinueve soldados y cuatro vehículos al acuartelamiento de la Brilat en Figueirido. En este caso, su despliegue abarca un período temporal que arranca el 1 de agosto y finaliza el 30 de septiembre, «aunque podría aumentar el número», añadieron al respecto.

De este modo las estimaciones que manejan en el seno del Ministerio de Defensa es que cerca de medio millar de militares, unos 460, llevarán a cabo este verano labores de prevención o extinción de incendios, mientras que los trabajos de investigación recaerán en las fuerzas y cuerpos de seguridad y los axentes medioambientais de Galicia.

Policía y Guardia Civil

Paralelamente, y según se puso de manifiesto en el Comité Integrado de Prevención de Incendios de Galicia (CIPIG), además de la estructura de Protección Civil, el Ministerio del Interior reforzará a los cuerpos policiales durante la época de mayor incidencia incendiaria. Así, la Guardia Civil «se reforzará de forma específica con 39 personas, que se suman a las tres mil dispuestas en Galicia, todas preparadas por si es necesario actuar frente a los incendios».

El delegado del Gobierno, Javier Losada añadió que, por su parte, la Policía Nacional desplegará cuatrocientas personas en labores de prevención, una docena de agentes a caballo y otros tantos investigadores de policía judicial, a los que se sumarán técnicos especialistas en desactivación de explosivos y un helicóptero con cuatro profesionales asignados. También está previsto que el instituto armado disponga de una aeronave circunscrita a lucha contra el fuego.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La Brilat vuelve a echar mano de drones para combatir los incendios