Dos candados para las porterías de las escuadras ourensanas

Ángel Díez y Cristian Parra exhibieron sus cualidades en una jornada favorable para sus respectivos clubes


Fernando Currás lo dijo con claridad, si alguien no conocía a Ángel Díez, esta fue su mejor presentación. El portero de la UD Ourense fue todo un muro para un Compostela que se fue derrotado de O Couto y felicitando al hombre que frustró varias de sus numerosas ocasiones de gol.

«Ya nos hacía falta una victoria y, si llegó de esta manera, bienvenida sea. El Compos volverá a luchar por subir a Segunda B, le gusta mucho tener el balón y teníamos que adaptarnos a la forma de contrarrestar su juego» explicó el guardameta, poco dado a sacar pecho, ni siquiera en una jornada en la que su nombre sobrevoló el campo por encima de los demás protagonistas.

Para este santanderino de Suesa, con casi un centenar de partidos en la Segunda B, su capacidad de trabajo ha sido siempre un impulso al que no renuncia en la capital ourensana: «Tuvimos un inicio complicado en el que no estábamos consiguiendo los resultados deseados, pero esperemos que sea un punto de inflexión. La Tercera gallega es de las que mayor nivel tienen en el país, es complicado jugar contra cualquier rival. Nosotros mismos estábamos muertos hace algunos días y ahora seguramente nos miran de otra manera».

Ángel destaca que en su vestuario hay «una buena mezcla de jugadores veteranos y jóvenes» y se queda, además, con lo que rodea al equipo: «Tenemos una afición de otra categoría, en todos los partidos nos animaron mucho, pero en este, con final ajustado y sufriendo en inferioridad, nos llevaron en volandas».

Ourense CF

En el líder, la grave lesión de Diego García fue un duro revés para la plantilla de Fran Justo que pronto encontró en Cristian Parra a un sustituto fiable. Se estrenó con portería a cero en el derbi y volvió a blindarla el pasado sábado en A Grela, ante el Silva: «Me sorprendió que era un equipo que no quiso el balón, pero como nos adelantamos antes del descanso, en la segunda parte sí tuvieron más prisa y empujaron». El madrileño se desplazó a Ourense con su familia y se reconoce cómodo a todos los niveles: «Estoy muy contento, con la directiva, con los técnicos y con mis compañeros. Todos nos han acogido muy bien dentro y fuera del campo».

Aunque Parra llegaba de experiencias en Segunda B con el Unión Adarve y el Melilla, ahora está implicado en una campaña que ha comenzado muy bien para los albinegros: «Al equipo lo veo muy bien desde el primer día, el nivel de trabajo es muy alto y además hemos demostrado que competimos bien en cualquier circunstancia, tanto cuando toca mantener la ventaja porque vamos por delante, como cuando nos vimos con dos goles en contra, en A Estrada».

Y el meta también resalta ese punto de ambición que cree necesaria en un equipo tan joven: «Sé que se habla mucho de quedar entre los cuatro primeros y sería importante, pero yo quiero ganar la Liga, si trabajamos bien podemos conseguirlo y tenemos que esforzarnos».

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Dos candados para las porterías de las escuadras ourensanas