«No se puede juzgar a Tintín con los ojos de la actualidad»

La Facultad de Traducción de Vigo acoge una charla sobre la obra del ilustrador Hergé

.

A dos días para la clausura de la exposición Del paratexto a la paratraducción: la colección de Tintín, que se puede ver en el vestíbulo de la Facultade de Filoloxía e Tradución (FFT) de Vigo, tendrá lugar hoy, a las 11.00 horas, la conferencia Las lenguas de Tintín, impartida por Pedro Rey. Después tendrá lugar el seminario T&P titulado Traducción y paratraducción de Tíntín. Es una actividad organizada por el grupo doctoral TI4 Tradución e paratradución, a iniciativa de Óscar Ferreiro Vázquez y cuyo investigador principal es José Yuste Frías.

-¿Cuál es el planteamiento de su conferencia?

-Hablaré sobre las traducciones de Tintín. Haré un repaso histórico, deteniéndome en algunas anécdotas y curiosidades, e incidiendo en la rareza de algunos ejemplares. Después me detendré en los detalles de los casos en España y, ya más en detalle, explicaré cómo se hacen las traducciones.

-¿La universalidad de Tintín se mide por sus traducciones?

-Es el personaje de cómic que se ha llevado a más lenguas del mundo, así que su presencia es universal.

-¿Cómo son las traducciones al castellano o al gallego?

-Son muy adaptadas a estas lenguas, de hecho, la traducción realizada al castellano hace sesenta años por Concepción Zendrera es magistral porque adapta canciones, chistes y giros. Esto no ocurría con la primera, que se hizo en Bélgica y era horrenda, por eso no tuvieron el éxito deseado.

-¿Es un producto de su tiempo o aún tiene vigencia?

-Creo que está vigente porque representa valores como la amistad, la lealtad o la solidaridad. Creo que sí sigue vigente, y hace que enganche.

-¿Hay equilibrio entre los textos y los dibujos?

-Ahí sí que se nota mucho el paso del tiempo en Hergé. Las primeras aventuras eran una secuencia de gags pensadas para publicar en periódicos. Pero, en los últimos álbumes sí se nota que los textos tienen un trasfondo más grande del que puede interpretar un niño. Las joyas de la castafiore, una de las obras maestras del cómic, es la antítesis de lo que debe ser una aventura porque todo transcurre en el mismo espacio y, sin embargo, durante 62 páginas te engancha por la genialidad del dibujo pero también por los textos y el guion.

-¿Está superada la polémica en torno al racismo de Tintín?

-Queda algo. Hay quien ve estas aventuras con ojos actuales cuando algunas tienen más de ochenta años. Hay cosas que en su momento eran admisibles y no se pueden juzgar con lo que es políticamente correcto. Creo que son críticas injustas.

-¿El título de tintinófilo del año dado a Julián Hernández fue por su apellido?

-No, la banda Siniestro Total tiene muchos guiños y menciones explícitas a la obra de Hergé. Julián Hernández demostró ser un merecidísimo tintinófilo del año porque se conoce de pe a pa toda la obra del ilustrador y la disfruta muchísimo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

«No se puede juzgar a Tintín con los ojos de la actualidad»