Cuando mi padre estaba embarazado de mí...

Manuel Fernández Blanco
manuel fernández blanco LOS SÍNTOMAS DE LA CIVILIZACIÓN

OPINIÓN

25 abr 2021 . Actualizado a las 09:29 h.

En el 2008, Thomas Beatie, un hombre trans estadounidense, saltó a la fama por ser el primer hombre embarazado del mundo. Tuvo tres hijos dentro del matrimonio con su primera esposa. 

Aquí, Rubén sale de cuentas. Este joven trans madrileño nos transmite, en la entrevista que concedió a María Vidal para este diario, que desde siempre tuvo claro que el sueño de su vida era ser padre y gestar a su bebé. Por eso, en su proceso de transición, preservó su fertilidad. Tampoco realizó una mastectomía porque no quiere perder, ni que su bebé pierda, la experiencia de la lactancia.

El sueño de Rubén de ser el padre del niño que ha gestado estaría destinado a ser eso, un sueño, hasta hace bien poco tiempo. Quedaría en el campo de la fantasía y buscaría otras formas, más o menos sublimadas, de satisfacción sustitutiva. Pero, actualmente, la biotecnología y las técnicas de reproducción asistida permiten hacer real lo que antes solo tenía lugar en los escenarios fantasmáticos de cada uno. Por eso, el futuro padre puede gestar, o alguien puede llegar a este mundo mediante el recurso a los gametos crioconservados de un familiar muerto.