Un proyecto privado de turismo científico para el geoparque Montañas do Courel

Francisco Albo
francisco albo QUIROGA / LA VOZ

LEMOS

El arqueólogo Iván Álvarez ?centro? en una reciente visita guiada al túnel minero de Montefurado, en el municipio de Quiroga
El arqueólogo Iván Álvarez ?centro? en una reciente visita guiada al túnel minero de Montefurado, en el municipio de Quiroga

Un biólogo y un arqueólogo ponen en marcha la empresa Coureleando, que iniciará su actividad a principios del verano

13 may 2021 . Actualizado a las 10:29 h.

El municipio de Folgoso do Courel albergará la sede social de la nueva empresa Coureleando, creada por el biólogo Guillermo Díaz Aira y el arqueólogo Iván Álvarez Merayo con el fin de aprovechar el potencial del geoparque Montañas do Courel para el turismo científico y cultural. La empresa iniciará su actividad entre junio y julio, y aunque se centrará principalmente en este territorio, también actuará en otras partes de Galicia e incluso en otras comunidades.

Los dos fundadores de la empresa cuentan con la titulación de técnico deportivo de media montaña. «Estes títulos xa son obrigatorios para traballar nestas actividades noutras comunidades, como Asturias ou Cantabria», explica Guillermo Díaz. «En Galicia aínda non se esixen estes títulos, pero farase dentro de pouco tempo, e para entón nós xa estaremos ofrecendo un servizo turístico coa formación adecuada», añade.

Las actividades que ofrecerá Coureleando se basarán en el patrimonio arqueológico, geológico y natural del geoparque, buscando combinar todos estos elementos. «A nosa idea é utilizar rutas xa existentes, pero tamén ir creando outras novas cun criterio multidisciplinar», señala Iván Álvarez. «É dicir, serán rutas que pasarán por castros e outros xacementos arqueolóxicos, por sitios de interese xeolóxico, por bosques e por outros lugares», agrega. Además de las rutas predefinidas, dice asimismo el arqueólogo, también se ofrecen itinerarios diseñados específicamente según las necesidades y los intereses de los usuarios.

Grupos reducidos

Los creadores de la empresa indican además que estas actividades se organizarán para grupos reducidos -de en torno a diez personas como máximo-, con la excepción de las que se lleven a cabo con centros educativos, un campo en el que esperan trabajar con intensidad. «Nese caso hai que contar con grupos grandes, porque as excursións escolares fanse normalmente en autobús», dice Díaz Aira.

Además de estos itinerarios, la empresa también tiene previsto ofrecer otras actividades, como cursos de orientación, de autorrescate, de fotografía y de otras modalidades que se consideren de interés. Por otro lado, los promotores de Coureleando colaborarán con otros profesionales y empresas locales para diversificar su oferta. «Por exemplo, podemos contratar a un profesional da fotografía para organizar unha ruta fotográfica e facer o mesmo con algunhas outras actividades», apunta Álvarez.