Ramón ya es de Tercera División

El exportero soberino del Club Lemos fichó este verano por el Fisterra


monforte / la voz

El fútbol soberino no solo cuenta con entrenadores en Tercera División, sino que también hay futbolistas. Es el caso de Ramón Rodríguez, que desde esta temporada defiende la portería del Fisterra, equipo contra el que se enfrentó la pasada temporada en la Preferente con el Club Lemos. El ascenso del cuadro coruñés le obligó a reforzarse, y uno de sus fichajes estrella fue el del guardameta de Neiras.

A sus 22 años, esta será su segunda experiencia en Tercera División. Anteriormente, y poco después de acabar su etapa de juvenil, ya se estrenó en la categoría con el Somozas. Rodríguez está contento de haber podido dar el salto de nuevo. «Estoy en mi categoría natural. Quiero demostrar que puedo jugar en Tercera, y para eso he trabajado durante mucho tiempo», indica.

Su trayectoria en el Lemos la pasada temporada no pasó desapercibida para varios equipos de Tercera División, que este verano se convirtieron en sus novias deportivas. Finalmente, Rodríguez optó por el Fisterra, puesto que las condiciones que le ofrecieron se adaptaban a lo que quería.

«Era una oportunidad que no podía desperdiciar, porque hay que tener en cuenta que a veces el tren solo pasa una vez, y hay que cogerlo sí o sí. Y la verdad, estoy muy contento de haber fichado por el Fisterra», añade el portero soberino.

Diferencia de categoría

Ramón Rodríguez disputó los dos primeros partidos de liga como titular, y lo hizo como un veterano. «No es difícil adaptarse a la Tercera, porque además uno llega supermotivado. Sí hay diferencias con respecto a la Preferente en algunas cuestiones. Aquí cada partido es una auténtica final, y más como quedaron los grupos. Todos los equipos son muy competitivos, y además cuentan con futbolistas desequilibrantes», afirma el futbolista soberino.

Por lo que respecta a las aspiraciones del Fisterra, el guardameta lo tiene claro: «Hay que darse cuenta que el equipo acaba de ascender, y ahora lo que buscamos es la permanencia. La idea es mantenernos y consolidar el club en Tercera División».

Rodríguez compagina esta temporada el fútbol con su profesión de maestro. Desde septiembre ejerce la docencia en el Fogar Santa Margarita, centro en el que estudian los jóvenes de la cantera del Deportivo. Precisamente, ahí cursó 1º y 2º de Bachillerato Ramón cuando estuvo en el Dépor. «Estoy muy contento, porque no es sencillo encontrar trabajo nada más finalizar la carrera. Soy tutor de 3º de Primaria e imparto inglés en 2º. Resulta emocionante poder impartir clase donde estudié y tener la confianza del director, que ya ejercía ese cargo cuando estuve aquí», señala.

Similitudes fútbol-docencia

Este maestro con la especialidad de Educación Física analiza las similitudes entre jugar al fútbol y ejercer la docencia. «En las dos facetas se necesita disciplina, aprendizaje continuo y organización», comenta.

Eso sí, a la pregunta de si resulta más fácil ordenar a la defensa o mantener la disciplina en clase, Rodríguez no tiene ninguna duda: «Es más sencillo ordenar la defensa, porque los alumnos son algo más revoltosos».

A Ramón Rodríguez le queda un largo recorrido en el fútbol. Y, como no podía ser de otra manera, tiene sus sueños. «Me gustaría llegar a Segunda B y al fútbol profesional, así como jugar en el Club Lemos en Tercera División», dice

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Ramón ya es de Tercera División