Otro piloto advirtió del peligro de encerrarse solo en la cabina

Un holandés escribió hace dos meses lo que podía pasar si aparecía un Lubitz


Redacción / La Voz

Ocurre una desgracia y siempre aparece alguien con eso de «ya lo decía yo» por delante. El piloto holandés Jan Cocheret alertó hace dos meses sobre el riesgo de que un copiloto de un avión se encerrara en la cabina y no permitiera el regreso del piloto tras haber salido para ir al servicio. ¿Les suena?

En un artículo titulado ¿Me puedes abrir la puerta?, publicado en una revista de aeronáutica, Cocheret advirtió de ese peligro: «Gracias a las puertas blindadas extraseguras, ya no es muy difícil que un piloto impida a su compañero que acceda a la cabina. Solo tiene que esperar a que tenga que satisfacer sus necesidades naturales para no volver a abrirle la puerta nunca».

«Por desgracia, esta historia atroz se ha convertido en realidad«, afirmó en su perfil de Facebook dos días después de la catástrofe de los Alpes. Jan Cocheret ahora trabaja en la aerolínea Emirates.

En su artículo, el piloto reconocía que suele preguntarse quién es el compañero que vuela con él en la cabina y si puede realmente confiar en él: «¿Cómo puedo estar seguro de que puedo confiar en él?». Y añadía: «Tal vez le sucedió algo terrible en su vida que no está en condiciones de superar».

Cocheret admitía también: «Espero que después de ir al servicio nunca me encuentre delante de una puerta de cabina cerrada» porque «hay una manera de entrar en cabina, por medio de un código secreto, pero si la persona de dentro desactiva esta opción, no hay nada más que hacer que sentarse con los pasajeros y esperar a ver qué pasa«, auguró de forma premonitoria.

Detenido un tuitero por ser ofensivo

La Guardia Civil ha detenido en Águilas (Murcia) a un hombre de 26 años por difundir en las redes sociales mensajes ofensivos que incitan al odio y la violencia. El joven escribió un tuit en el que despreciaba a los catalanes víctimas del accidente aéreo. El instituto armado comenzó a investigarle y descubrió otros muchos mensajes discriminatorios. Los ciberagentes lo detectaron el 24 de marzo cuando se estableció una amplia vigilancia con motivo del accidente aéreo en los Alpes franceses. Estos delitos pueden ser penados con multas y entre 1 y 3 años de cárcel.

Una falsa amenaza de bomba desvía de su ruta a un avión turco

Un pasajero con ganas incontenibles de gastar una broma escribió la palabra bomba en un papel. Lo dejó en el baño y se fue a su asiento. El que descubrió el mensaje se puso en lo pero y lanzó la alarma. Los 256 ocupantes de un Boeing 777 que cubría la ruta entre Estambul (Turquía) y Sao Paulo (Brasil) vivieron momentos de angustia mientras eran informados del hallazgo. El avión se desvió de inmediato de su ruta y realizó un aterrizaje de emergencia en Casablanca (Marruecos) para comprobar si efectivamente había una bomba escondida en alguna parte. El pasaje fue desembarcado mientras se buscaba el artefacto. No apareció nada. La amenaza era falsa. Los viajeros volvieron a subir al aparato, quizá con cierto desasosiego, para seguir su camino a Brasil.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Otro piloto advirtió del peligro de encerrarse solo en la cabina