Maduro se acerca a Rusia

Responde a las sanciones de EE.UU. con un ejercicio militar de 100.000 soldados y apoyo de armamento ruso y chino


Caracas / corresponsal

Unos cien mil soldados participaron ayer, y lo harán durante los próximos diez días, en el ejercicio militar Escudo Bolivariano, una exhibición de fuerza, con apoyo de armamento de Rusia y China, con que el Gobierno de Maduro responde a las sanciones de Estados Unidos contra siete funcionarios del país sudamericano.

El ministro de Defensa, Vladimir Padrino, señaló que la calificación de su país como una amenaza por parte de EE.UU. «nos obliga como Fuerza Armada a garantizar la defensa de nuestro territorio». El despliegue militar, que se llevó a cabo en diversas zonas del país sudamericano, incluyó ejercicios cerca de campos petroleros y con sistemas antiaéreos rusos. Un grupo de militares de ese país participó en las maniobras, indicó el ministro de Defensa. También civiles, militantes del gobernante Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), lo que fue criticado por partidos opositores, que señalan que el Gobierno no hace diferencia entre el partido y el Estado venezolano. La situación, en que Maduro refuerza lazos con Rusia, parece inaugurar un nuevo capítulo de guerra fría en Venezuela en medio de la tensión que vive con Washington.

Mensajes contradictorios

En medio de las maniobras y, en una alocución televisada, Maduro señaló, sin embargo, que «le tendía la mano» al presidente Barack Obama y lo invitaba «a un diálogo franco. A Obama lo llenaron de mentiras [?] y dio un paso en falso que le puede salir muy caro», señaló el mandatario.

La reacción general de los venezolanos a la tesis de la «invasión estadounidense» es de indiferencia o abierto rechazo, señala el analista Francisco Olivares. En medio de una crisis generalizada de abastecimiento de productos de primera necesidad, «hace tiempo que los venezolanos no escuchan a nadie del Gobierno diciendo qué va a hacer para corregir una inflación de tres dígitos».

En las cercanías de la base militar más grande de Caracas se oyó un prolongado cacerolazo cuando las tropas salían a participar en los ejercicios, reseñaron medios digitales. Mientras tanto, en Ecuador, cancilleres de la Unión de Naciones Suramericanas se reunieron para discutir las sanciones de Estados Unidos a funcionarios venezolanos. El presidente de ese país, Rafael Correa, llamó «a la unidad regional contra la grotesca injerencia estadounidense».

Desde San Petersburgo, el presidente ruso, Vladimir Putin, se solidarizó con el Gobierno de Maduro. El Kremlin publicó una carta de Putin a Maduro, en la que elogia las relaciones bilaterales entre ambos países. Sin mencionar el momento de las relaciones Venezuela-Estados Unidos, subraya: «Seguimos desarrollando los vínculos ruso-venezolanos en todas las direcciones [?] en línea con la estabilidad y seguridad regional».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

Maduro se acerca a Rusia