Con propósito de enmienda

El Celta se obliga a reaccionar para otra final por la permanencia ante el Betis


vigo / la voz

La velocidad con la que transcurren los acontecimientos en esta mini liga al esprint no permite mirar por el retrovisor. Ni para lo bueno, ni para lo malo. Por eso el Celta afronta un partido vital para la permanencia sin tiempo para las lamentaciones tras el fiasco de Mallorca pero, al mismo tiempo, con propósito de enmienda. Porque en 90 minutos perdió gran parte de su crédito y hoy debe recuperarlo ante un Betis que parece tener los deberes de la permanencia hechos pero que tampoco puede descuidarse.

La final de esta tarde emerge entre la polémica arbitral derivada del inexistente penalti pitado al Celta por De Burgos Bengoetxea y la novela con final feliz que tuvo en Lucas Olaza como protagonista. El uruguayo será titular con toda probabilidad esta tarde. Es el único lateral izquierdo disponible y en estos momentos una pieza esencial para la tarea de la permanencia.

Falta por saber si será en una zaga de cuatro o cinco futbolistas. Por lo visto en Mallorca, el Celta necesita rearmar su sistema defensivo, que parecía consolidado y vuelve a estar en duda, pero al mismo tiempo las necesidades y el rival invitan a pensar que el 4-3-3 puede ser el dibujo elegido. De ser así, Aidoo es el central con más papeletas para ir al banquillo.

En el centro del campo lo más importante es que Rafinha recupere su brújula. Tras 30 minutos colosales ante el Barcelona, no ejerció de guía tres días después. Tampoco Okay estuvo en su papel y solo Bradaric entendió su oficio. En teoría los tres podrían formar en un trivote para hacer frente a un centro del campo que también aboga por la circulación de balón como el bético.

En ataque habrá un cambio obligado al estar descartado Denis Suárez para el resto de temporada y Nolito se erige en la alternativa principal para darle profundidad a la banda zurda. Además, el partido podría tener un extra de carga emocional por su reciente pasado sevillista. Aspas y Smolov, que no jugó de cara el martes, completarían el frente de ataque. El de Moaña necesita marcar para alimentar la salvación y para acercarse a Gerard Moreno en la lucha por el pichichi español.

Para tener opciones ante el Betis, un equipo lleno de talento y de irregularidad que necesita según su técnico agresividad y contundencia, el Celta debe recuperar su gen competitivo, volver a lucir en defensa y aprovechar sus momentos en ataque. Dentro de la debacle de Mallorca tuvo 20 llegadas al área y solo marcó de penalti. Esta tarde, con la amenaza añadida del calor, necesita efectividad para seguir acercándose al objetivo de la permanencia.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Con propósito de enmienda