«Llegar al primer equipo costó mucho, pero mantenerse, más»

Kevin, que sueña con prolongar su carrera en el Celta, dio un paso adelante y ya supera los minutos de toda la temporada pasada

;
Vídeo | Kevin analiza la situación del Celta El canterano hala de los problemas del equipo y de su evolución indidivual

vigo / la voz

Kevin Vázquez Comesaña (Nigrán, 1993) vive su segunda temporada en el primer equipo del Celta dando un paso adelante y rivalizando con Hugo Mallo por la titularidad en el lateral derecho. El canterano, un ejemplo de tenacidad que llegó a la élite con 25 años, confiesa que si tocar la Primera División fue difícil, mantenerse todavía lo es más. En lo colectivo, tiene claro que solo con calidad y los nombres propios no basta para salvarse y que es el momento de apostar por lo básico para revertir una situación que se repite por segundo año consecutivo.

-¿Cómo lleva la temporada?

-Mejorando en el plano personal, acumulando más minutos que el año pasado e intentando sacar el máximo partido posible.

-Los números dicen que su paso adelante es evidente.

-Creo que sí. El año pasado subía del filial y era un poco más desconocido para todos y era más complicado, pero ahora creo que estoy un poco más asentado en el grupo y, poco a poco, siendo más importante.

-¿Demostró que tiene sitio en el primer equipo?

-Eso no lo tengo que decir yo, pero la sensación es que puedo hacer un buen trabajo.

-¿Por primera vez en mucho tiempo Hugo Mallo tiene competencia real?

-Igual era que Hugo tenía un nivel altísimo y era difícil buscarle competencia. Por suerte estoy aquí y ahora estamos compitiendo por un puesto.

-¿Está contento de su protagonismo y de cómo le están saliendo las cosas?

-Creo que puedo aportar mucho más, no es fácil salir de una lesión y competir al 100 %, pero hay que estar preparados en el fútbol profesional y creo que lo estoy consiguiendo.

-Tiene todos los reconocimientos en la fase defensiva, ¿le falta la ofensiva que sí tenía en el Celta B?

-Creo que me falta un poco, pero es normal, porque la categoría es más complicada, no arriesgas tanto y te centras más en el aspecto defensivo.

-¿Se siente más cohibido porque los errores penalizan en esta categoría mucho más?

-En Segunda B no penalizaban tanto, pero aquí a la mínima que falles un pase te pintan la cara, por eso tienes que saber cuándo arriesgar y cuándo no.

-¿En algún momento en este año y medio que lleva en el primer equipo se le pasó por la cabeza salir?

-Nunca. Tengo contrato aquí, estoy contento y quiero seguir aquí. Me gustaría prolongar esto lo máximo posible.

-En redes sociales se ha visto a un Kevin muy pequeño con la camiseta del Celta que seguro que soñaría con jugar en el primer equipo. ¿El sueño se corresponde con la realidad?

-A veces se idealiza un poco la idea del primer equipo que todo es un paseo y esto es trabajo y más trabajo. Llegar al primer equipo costó mucho, pero mantenerse, más.

-Lo dice después de lo mucho que sufrió por llegar...

-Nunca puedes bajar los brazos ni el ritmo, porque a la mínima estás fuera.

-¿Sabe que es uno de los pocos que subió el valor de mercado en la revisión de diciembre?

-Igual era porque lo tenía muy bajo (risas). Por lo menos es algo positivo a lo que agarrarse.

«Por tener nombres propios de gran nivel no vas a sacar esto sin trabajo»

El lateral de Nigrán está convencido de que el Celta saldrá adelante, pero con el trabajo por bandera, no pensando que la calidad y el nivel de la plantilla serán suficientes para revertir la situación actual.

-¿Cómo ve la situación del equipo?

-Es una situación difícil, pero debemos estar preparados. No es fácil, pero tenemos que salir de aquí y estamos trabajando para conseguirlo.

-¿Cuál es su diagnóstico de los problemas?

-Creo que son varios los errores que comentemos, pero pienso que debemos volver a los básico, a saber competir y a hacernos fuertes cuando vamos con el marcador a favor.

-Al principio era la falta de gol, y ahora son las licencias defensivas y los problemas para proteger un marcador a favor.

-Igual pecamos de querer jugar y no perder tiempo, pero somos así, y si no podemos cambiar, tenemos que centrarnos en otras cosas donde somos mejores.

-Parece que están trabajando conceptos defensivos básicos.

-Creo que es lo correcto, porque el nivel de la plantilla a veces se presupone, pero hay que trabajar todo, no puede quedar nada al azar. Hasta el momento los errores están llegando por los centros laterales y estamos incidiendo mucho en eso, en subir las líneas defensivas un poco más.

-¿Están pagando que había muchas expectativas creadas sobre este equipo?

-Esas expectativas restan sobre todo en el plano de la afición. Creo que no beneficia que se diga que el equipo tiene mucha calidad y que puede salir porque tiene grandes jugadores, porque la realidad es que los otros equipos también juegan y tienen grandes jugadores. No por tener nombres propios de gran nivel vas a sacar esto adelante sin trabajo.

-En el último partido hubo una discusión entre compañeros, ¿empieza a haber nerviosismo en la plantilla?

-Hubo una discusión de una jugada concreta, pero es normal y también es sano saber discutir y decirle al compañero lo que está haciendo bien o mal. Una bronca a tiempo a veces es buena.

-¿Hay pérdida de confianza?

-Cuando estás en esa situación quizás sí, no estás tan crecido como te gustaría estar para poder hacer ciertas acciones y eso es cosa de los resultados.

-Cuando pasan estas cosas dos años seguidos ya no puede ser casualidad.

-No, hay algo que igual no se está haciendo bien, pero ahora solo vale remar todos en la misma dirección.

-¿Ve similitudes con lo de la temporada anterior?

-Llegan los problemas antes. El año pasado llegamos al final de temporada con el agua al cuello y ahora estamos a tiempo de sacar esto, pero hay que empezar ya, porque estamos siempre con la misma cantinela.

-¿Ve al equipo con capacidad de reacción?

-Una capacidad de reacción alta, pero no vale con palabras, hay que demostrarlo en el campo.

-¿Por qué no le pudieron ganar a los diez últimos?

-No lo sé, no le encuentro explicación, no sé si es casualidad o nosotros mismos no afrontamos los partidos como deberíamos afrontarlos de verdad.

-¿La Copa interesa?

-Siempre. Creo que ilusiona y nos puede venir bien para coger confianza y ganar ese partido que tanto necesitamos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

«Llegar al primer equipo costó mucho, pero mantenerse, más»