Instalar la máxima seguridad en Angrois y el eje atlántico ha consumido ya 3 años

Incidencias imprevistas retrasan aún más, hasta junio, las pruebas del ERTMS con trenes

Los trabajos incluyen el despliegue del ERTMS en Angrois y en todo el trazado nuevo del eje atlántico entre A Coruña y Vigo
Los trabajos incluyen el despliegue del ERTMS en Angrois y en todo el trazado nuevo del eje atlántico entre A Coruña y Vigo

redacción / la voz

Hubo tramos de alta velocidad cuyas obras de plataforma -normalmente la fase que necesita plazos más largos- se terminaron en menos de tres años. Pero instalar y probar el sistema que monitoriza en todo momento la marcha de los trenes, el ya célebre ERTMS, ha consumido tres años de trabajos y aún no es inminente su puesta en marcha definitiva, pues las pruebas con trenes que tengan el software embarcado no empezarán hasta el segundo semestre, es decir, a partir de junio. En principio estaba previsto realizar las pruebas de circulación a finales del 2017 para empezar la puesta en servicio en el 2018. Después, el ADIF se vio obligado a modificar de nuevo el plan de trabajo y dejar las pruebas para el segundo trimestre de este año. Este plazo también está ya superado por nuevas incidencias imprevistas en el ya de por sí complejo trabajo de instalar esta tecnología con el eje atlántico en pleno funcionamiento, con más de tres millones de viajeros anuales y decenas de trenes circulando.

Este, por desgracia, no es el único problema, una vez que se tomó la decisión de explotar esta línea en ASFA, pues incluso con ERTMS no se podrá superar los 200 kilómetros por hora. Se trata de una línea mixta, en la que conviven trenes de viajeros con los de mercancías, y la normativa fija estos límites de velocidad para estos casos. Además, estos retrasos no son atribuibles al ADIF, sino al complejo desarrollo tecnológico del sistema ERTMS, su continua necesidad de mejora y la consiguiente actualización con nuevas versiones.

El administrador explica estas nuevas incidencias como un retraso que se debe a «la necesidad de desarrollo» de los cinco tecnólogos que trabajan en la instalación del ERTMS en el eje atlántico entre A Coruña y Vigo y en su unión en el enclavamiento de Santiago, en Angrois, con el eje de alta velocidad Santiago-Ourense. Y también a la complejidad técnica de estos trabajos. Hay que recordar, no obstante, que la curva de Angrois está protegida con balizas contra excesos de velocidad desde poco después del accidente.

Son cinco grupos tecnológicos y tres interfaces entre ellos que han provocado una serie de complicaciones técnicas que les han obligado a desarrollar «soluciones más complejas» que las inicialmente previstas. En definitiva, tuvieron que afrontar una nueva replanificación de los trabajos y un nuevo retraso en el inicio de las pruebas, sin que a día de hoy sea posible, después de tres años de trabajo, dar un plazo para la puesta en servicio definitiva. Hay que recordar que la decisión política de instalar el ERTMS en Angrois y en el eje atlántico data de octubre del 2013, y que el primer plazo que se dio para que esté en servicio fue el 2016.

Durante este primer semestre está previsto que se termine con la adecuación de las instalaciones y se solventen los problemas tecnológicos. Cuando esto suceda, en el segundo semestre comenzarán las pruebas con trenes y equipos embarcados, los ensayos de fiabilidad por parte del ADIF y los de compatibilidad por parte de Renfe. Todas estas pruebas son necesarias para que se remita el expediente definitivo a la Agencia Estatal de Seguridad Ferroviaria, el organismo que debe autorizar la puesta en servicio una vez que se ha comprobado la idoneidad del resultado de las pruebas. Aquí no se acaba el proceso. Renfe aún tendrá que formar a sus maquinistas en la nueva forma de operación.

Fomento pedirá un informe sobre los gastos del AVE e insiste en debatir el pago en las autovías

El Ministerio de Fomento ha encargado a la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AiRef) que realice un análisis del gasto realizado en la construcción de infraestructuras «con el fin de mejorarlo en el futuro», según anunció el titular del departamento, José Luis Ábalos.

El ministro considera que «requieren atención» los resultados de los últimos informes del Tribunal de Cuentas sobre los sobrecostes registrados en el acceso del AVE a las grandes capitales y la reciente resolución de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, que desveló un cartel que durante años se repartió contratos de alta velocidad por 1.000 millones.

Por otra parte, Fomento reiteró su apuesta por que en la próxima legislatura se abra el debate -en una subcomisión en el Congreso- sobre la definición de un nuevo modelo de financiación de la conservación y el mantenimiento de la red de carreteras y autovías y la eventual articulación de un pago o peaje por su uso. Así lo indicó el secretario general de Infraestructuras, Julián López Milla, que cifró en 2.000 millones de euros el déficit de conservación que acumula la red estatal desde el 2012.

Campaña con el corredor atlántico

Por otra parte, Los grupos de la oposición en el Parlamento gallego, En Marea, PSdeG y BNG, acusaron a la Xunta de hacer «campaña electoral» con el corredor atlántico de mercancías, por el viaje a Bruselas que la conselleira de Infraestruturas, Ethel Vázquez, realizó este lunes. Los grupos cuestionaron el nivel de los funcionarios que recibieron a la conselleira y el gasto que supuso el viaje para las arcas públicas.

Fomento planea trenes de cercanías tras la mejora del antiguo eje atlántico

pablo gonzález
Trenes circulando por el eje atlántico
Trenes circulando por el eje atlántico

El Plan Director prevé electrificar y regenerar el viejo trazado, incluido A Coruña-Ferrol

Algo se está moviendo en la radical oposición del Ministerio de Fomento a que Galicia cuente con cercanías ferroviarias, a pesar de ser una de las pocas comunidades con importantes áreas metropolitanas que carecen de este servicio. Por un lado, Renfe acaba de reforzar el único reducto que se podría enmarcar en estas coordenadas en Galicia: las relaciones de Ferrol con su entorno más inmediato a través de las vías de la antigua Feve. Así, la operadora reforzó las conexiones con Ortigueira con trenes madrugadores y más frecuencias, adaptadas a las necesidades de la gente, que es lo que en realidad define el concepto de cercanías. Por otra parte, el Plan Director del Corredor Atlántico, del que La Voz ha estado informando estos días, no solo prevé la mejora de los distintos ejes ferroviarios para hacerlos más competitivos para las mercancías, sino que, por primera vez en una planificación de Fomento, abre la puerta a servicios ferroviarios metropolitanos en el antiguo eje atlántico cuando se mejore y se electrifique esta infraestructura.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Instalar la máxima seguridad en Angrois y el eje atlántico ha consumido ya 3 años