Más de 500 antiguas escuelas siguen sin uso tras su clausura

Algunas están en riesgo de ruina y son víctimas de actos vandálicos

Escuelas cerradas Escuelas cerradas

redacción / la voz

Donde antes había niños, encerados, lápices de colores, matemáticas, lengua y el bocadillo del recreo, ahora no hay nada. O lo que es peor. Hay cristales rotos, techos desplomados, maleza creciendo sin control y amenaza de ruina. Es otro efecto del goteo incesante del cierre de escuelas rurales en Galicia. Tan continuo, tan incesante, que en la comunidad hay cientos de antiguas unitarias que permanecen sin uso desde que dejaron de ser un centro escolar. Según la Encuesta de Infraestructuras y Equipamientos Locales del Ministerio de Hacienda, hay más de medio millar de antiguas unitarias que han caído en el olvido. O por lo menos en el desuso. Los últimos datos publicados corresponden al año 2013 y en ellos se detallan los edificios públicos sin uso que hay en cada uno de los ayuntamientos de menos de 50.000 habitantes de la comunidad. Algunas cifras son dramáticas. Es el caso de la provincia de Lugo, la que más escuelas rurales tiene abandonadas. Solo en los ayuntamientos de Cervantes y A Fonsagrada llegan al medio centenar. Son, según los datos de la encuesta, los concellos rurales gallegos con más escuelas en desuso.

Muchas se han ido deteriorando con el paso del tiempo, pero la acción del vandalismo también ha contribuido al lamentable estado en las que se encuentran otras. Pasa por ejemplo con la antigua escuela de Seavia, en Coristanco, que se inauguró en 1983 y que ahora es poco más que un vertedero. Ya no hay puertas. Han roto los cristales y las persianas. Y de los baños, poco más que los escombros.

En Cuntis, solo una de las 13 escuelas unitarias mantiene su actividad docente, la de Arcos de A Gándara. En este concello pontevedrés se dan todos los casos: escuelas que resisten la crisis demográfica. Otras reconvertidas en centro social. Y otras, como la de Xinzo, comidas por la maleza y completamente abandonadas.

De la situación tampoco se salva el concello de Lugo, por ejemplo. La ciudad de la Muralla cuenta con un total de 33 antiguas unitarias distribuidas en 31 parroquias. Según informa Enrique G. Souto, ocho o nueve están en muy mal estado. Sobre todas destaca una, la Labio, que según denuncian desde el PP «só son catro paredes». De esas 33 escuelas rurales, once funcionan como telecentro o como local social.

Ese suele ser el siguiente destino de las escuelas unitarias: dar cobijo a asociaciones vecinales o convertirse en centro sociocultural de la parroquia en la que se ubican. Pero no es el único. Algunas antiguas unitarias funcionaron durante un tiempo hasta como casa consistorial. Otras se convirtieron en centros dedicados al medio ambiente y al medio rural -es el caso de la antigua escuela de Portela en Santiago y la de la antigua escuela de As Campeiras, en el concello de As Pontes- y las hay también que se han reconvertido en viviendas.

En el concello de San Sadurniño, por ejemplo, optaron por rehabilitar las antiguas escuelas de Naraío y de Bardaos, que necesitaban de una «intervención urxente» y reconvertirlas en viviendas que se pudiesen adquirir a precios asequibles. La rehabilitación de ambos inmuebles también generó empleo en el municipio: cuatro personas trabajaron en su rehabilitación.

Y algunas recuperan años después el cometido para el que fueron creadas. Es el caso de la antigua escuela unitaria de O Empredrón, en el concello de Neda. Una inversión de 182.000 euros por parte de la Consellería de Traballo e Benestar ha permitido rehabilitar la vieja escuela para convertirla en otra escuela. En este caso es la primera escuela infantil con la que contará el municipio. Las obras se adjudicaron en mayo.

Pontevedra, la menos afectada

Mientras en Lugo y en Ourense la lista de escuelas unitarias sin uso de la Encuesta de Infraestructuras y Equipamientos Locales correspondiente al año 2013 se hace poco menos que interminable, en Pontevedra la lista es corta. Tan corta que el total de edificios públicos sin uso (incluyendo de todos los tipos, no solo los antiguos inmuebles dedicados a la educación) es de apenas una veintena de nombres. Entre ellos, claro, hay escuelas unitarias. En la provincia de A Coruña la cifra crece, especialmente en las comarcas de Costa da Morte, Arzúa y Ordes. En algunos ayuntamientos, como el de Sobrado, la cifra aportada para la encuesta asciende a ocho antiguas escuelas cerradas, que continúan sin uso.

Lugo, la provincia con más colegios cerrados y en desuso

El despoblamiento del rural es especialmente grave en las provincias interiores de Galicia y eso se refleja en los datos de edificios públicos sin uso recopilados por el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas. Lugo, con más de 250 unitarias abandonadas en el 2013, se lleva la palma.

Cervantes

El mayor de Galicia. El concello de Cervantes es el que mayor número de unitarias abandonadas comunicó en el 2013. Por aquel entonces eran 23. Ubicado en la comarca de Os Ancares, una de las que más sufren el despoblamiento y la crisis demográfica de Galicia, solo el 4 % de la población tenía menos de 15 años

A Fonsagrada

Veintidós escuelas. A Cervantes le sigue muy de cerca el concello de A Fonsagrada, que hizo una lista de 22 escuelas unitarias sin uso en el 2013. El concello también está en una zona donde el despoblamiento es brutal. Solo el 5 % de la población era en el 2014 menor de 15 años, frente al 40 % mayor de 65.

Cospeito

Catorce edificios. Ubicado en la comarca de la Terra Chá, el número de unitarias sin uso es menor que en A Fonsagrada y Cervantes. Remitió en el 2013 catorce escuelas cerradas. La tasa de jóvenes también es algo mayor que en los otros dos concellos: un 7 % de la población era menor de 15 años en el 2014.

Pedrafita

Trece unitarias. Este ayuntamiento de la comarca de Os Ancares, famoso por ser la puerta de entrada a Galicia del Camino Francés, tenía en el 2014 solo un 3 % de menores de 15 años, que no llegaban al medio centenar. Los mayores de 65 años suponían el 40 % del total de la población del ayuntamiento.

Sarria y Chantada

Once unitarias. Tanto el concello de Sarria (comarca de Sarria) como el de Chantada (Ribeira Sacra) remitieron a Hacienda una lista de once escuelas unitarias cerradas. La tasa de menores de 15 años en el primero era en el 2014 del 11 % y en el segundo del 10 %. Los mayores de 65 eran el 26 % y el 30 %.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos
Comentarios

Más de 500 antiguas escuelas siguen sin uso tras su clausura