El Atalaya zarpa de Ferrol con rumbo a África

El patrullero recalará en 14 puertos de diez países en los próximos cuatro meses


FERROL

El Arsenal Militar de Ferrol despidió esta mañana al patrullero Atalaya. Desde las 10.15 horas, los miembros de la tripulación disfrutaban de los últimos momentos con sus familiares y amigos en el muelle número cinco del Arsenal. Al tratarse de un operativo de larga duración, la despedida del buque se solemnizó con un acto oficial presidido por el comandante de las Unidades de la Fuerza de Acción Marítima en Ferrol, Capitán de Navío Ramón Fernández Borra. La dotación, compuesta por 48 personas, realizará una parada en Cádiz para finalizar la preparación y allí se incorporarán miembros de la Infantería de Marina. A continuación, el Atalaya pondrá rumbo a la costa occidental de África y al Golfo de Guinea, en un despliegue que lo mantendrá alejado de su base de Ferrol hasta el mes de diciembre.

En activo desde 1992

El patrullero, construido en la antigua Bazán y en activo desde 1992, fue sometido a un profundo proceso de modernización en 2018, y supone una de las unidades principales de Vigilancia de la Fuerza de Acción Marítima. Sus misiones habituales incluyen las tareas de vigilancia y seguridad marítima, y entre sus planes para los próximos meses figura la visita a 14 puertos en más de diez países en los que realizarán tareas de adiestramiento y de seguridad cooperativa. El buque participará en adiestramientos conjuntos con algunas de las Marinas de los países visitados para poner en práctica actividades como abordajes en el ámbito de la lucha contra la pesca ilegal, el narcotráfico y el tráfico de armas.

Con 68 metros de eslora, el barco está especialmente diseñado para navegar en alta mar durante períodos prolongados de tiempo y en condiciones marítimas adversas. Dispone de una cubierta de vuelo que le permite operar con helicópteros de tamaño medio, un hospital con seis camas y dos embarcaciones semirígidas. Sus características están pensadas para realizar misiones de vigilancia de los espacios de soberanía, controlar posibles violaciones o infracciones de la legislación internacional en el ámbito marítimo y frenar aquellas actividades que puedan afectar a los intereses de España. 

Acto de despedida

Las bocinas del buque comenzaron a sonar a las 11.00 horas de la mañana. Con toda la tripulación a bordo y los familiares observando en tierra, el comandante del patrullero, el capitán de Corbeta Valentín Calvar Cerecedo y el comandante de las Unidades de la Fuerza de Acción Marítima en Ferrol, el capitán de Navío Ramón Fernández Borra, saludaron a todos los integrantes de la dotación. En su discurso, Fernández Borra afirmó que los marineros y las marineras del Atalaya «realizarán trabajos de gran interés para la seguridad marítima internacional, que repercute en la propia seguridad de España». Aprovechó la ocasión para felicitarles por «ser un ejemplo para el resto de países con los que colaboramos y fomentar la confianza mutua».

El himno de la Armada indicó que el momento del adiós había llegado. Las familias y amigos dispusieron de unos minutos para despedirse de los navegantes, que no volverán a casa hasta el mes de diciembre. Para el militar Rodrigo Cajamarca, de 32 años, estar lejos de su familia sigue siendo duro a pesar de llevar más de 13 años en la Marina. Será su primera vez en la costa africana y afirma que se comunica con sus seres queridos siempre que puede: «Hablamos por wasap y por teléfono cuando estamos cerca de la costa».

Para otros, como Enric Vidal, catalán de 28 años, «cuatro meses se pasan rápido». En su caso, es la primera navegación y se declara emocionado: «Mi familia no puede venir a despedirme porque están en Barcelona, pero estoy contento y con ganas de aprender de esta experiencia. Aquí somos una piña y zarpamos con muchas ganas».

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

El Atalaya zarpa de Ferrol con rumbo a África