Soluciones personalizadas para un problema complejo

La unidad de Cardiología del Hospital San Rafael apuesta por combinar el mejor trato humano con la medicina de precisión y la innovación tecnológica.

.

Las dolencias cardíacas son la principal causa de muerte en el mundo occidental, por encima del cáncer y las enfermedades de las vías respiratorias. Según el último estudio del Instituto Nacional de Estadística, el 29,2% del total de los fallecimientos en el año 2016 se debieron a enfermedades cardiovasculares, con una mayor incidencia en mujeres y con las patologías cerebrovasculares y las isquémicas del corazón como causas principales. Conocida como la gran epidemia del siglo XXI, existe un factor determinante en el aumento del trastorno cardiovascular: el incesante envejecimiento de la población, con especial predominio en Galicia, con un censo cada vez mayor de personas mayores de 65 años.

Cuando hablamos de personas que padecen un trastorno tan sensible a nivel emocional y psicológico como una patología cardíaca, la medicina personalizada cobra un doble significado. A menudo, la masificación de estos servicios hace que los pacientes cardiópatas sientan una sensación de desamparo al ser atendidos por un médico diferente en cada consulta a la que acuden. El doctor Gonzalo Peña, jefe del servicio de Cardiología del Hospital San Rafael, lo tiene claro: su objetivo es la salud cardíaca, algo que va más allá de procedimientos clínicos o técnicas quirúrgicas. «Se trata de dar un soporte clínico con la mejor atención humana», explica el doctor Peña, para añadir que «no se trata únicamente de estar asistido y tratado sino de sentirse protegido y amparado».

Ofrecer a los pacientes un servicio integral y ayudarlos a solucionar sus problemas cotidianos son los valores que han conseguido afianzar el Servicio de Cardiología del Hospital San Rafael, centro de referencia en Galicia en esta área, con los procedimientos más innovadores y equipamiento de vanguardia. El mapeo del corazón en 3D para tratamiento de arritmias o las cirugías coronarias sin circulación extracorpórea ya son una práctica habitual en el Hospital San Rafael, lo que significa que a esa visión humanística y cercana de ejercer la medicina se suman la máxima precisión y eficacia.

Un problema complejo de salud requiere soluciones personalizadas, explica el doctor Peña, que comenta que es algo que va mucho más allá de la genética, los tratamientos y la tecnología innovadora. «Nosotros escuchamos al paciente, conocemos su historial, podemos analizar muy bien sus riesgos», señala el cardiólogo, que concluye que el reto es combinar el humanismo con la innovación tecnológica y la excelencia clínica. El doctor José Cuenca, responsable de la unidad de Cirugía Cardíaca, añade que estos mismos valores se aplican también a la práctica quirúrgica. «El paciente demanda cada vez más la responsabilización directa del cirujano que le ha operado, que se encargue personalmente del seguimiento tanto antes como durante y después de la operación».

HOSPITAL SAN RAFAEL PATOLOGÍA CORONARIA

Votación
11 votos
Tags
INE
Comentarios

Soluciones personalizadas para un problema complejo