Prevenir, la mejor receta para estar seguros

La cultura sanitaria y los avances en medicina preventiva propician el auge del seguro privado. Más de 10 millones de españoles se benefician de las ventajas de estas coberturas, con mayor prevalencia en familias con varios hijos y en convivencia con la sanidad pública.

.

La sanidad es uno de los problemas que más preocupa a los españoles. Esta preocupación, que conlleva una mayor cultura sanitaria por parte de los usuarios, sumada al abanico que abren los avances médicos en el campo de la medicina personalizada y preventiva, y a lo que se añadiría también la recuperación de la capacidad de gasto en los hogares, da como resultado un importante repunte en la contratación de seguros de salud.

 En torno a 11 millones de españoles cuentan con una cobertura de este tipo, según se desprende de las estadísticas de Unespa (Asociación Empresarial del Seguro). Esto significa que está presente en el 23,2% de los hogares, con un peso del 20% en el presupuesto familiar. El hecho de tener hijos parece determinante a la hora de decantarse por esta opción de protección de salud, con una elevada concentración de asegurados desde el nacimiento hasta los 45 años y una prevalencia que asciende al 37% en familias con dos o más vástagos.

¿Y qué ventajas ofrecen los seguros de salud para disfrutar de tal demanda? La primera y nada desdeñable se la lleva el PIB, con un 3,5% sobre el total, con lo que conlleva de contribución al desarrollo económico. Además, en las empresas es uno de los beneficios sociales más valorados por los empleados, y también reduce el absentismo al agilizar la atención médica y mejorar su productividad.

«El beneficio de los seguros de salud es triple: social, familiar y empresarial», asegura Javier González-Moro, un buen conocedor de este ámbito como director comercial de Hércules Salud. La aseguradora coruñesa, única de capital cien por cien gallego dedicada en exclusiva a este sector, no es ajena a esta tendencia y también ha percibido un interés renovado por la cobertura sanitaria privada. González-Moro añade que el usuario es cada vez más exigente y busca en el seguro de salud un valor añadido que le otorgue confianza, cercanía y un trato personalizado que vaya más allá de la mera prestación sanitaria. «A Hércules Salud el usuario llega con la expectativa de contar con un asesor cercano, con nombre y apellido, que lo oriente, lo acompañe y le ayude a obtener el máximo rendimiento de su cobertura», explica el director comercial de una entidad que en sus más de 70 años de andadura se ha ido adaptando a los cambios en los perfiles y las prioridades de sus beneficiarios. «Nuestro cliente huye de la mecanización, de la voz lejana de una centralita deslocalizada», señala González-Moro, para añadir que «lo que se tratamos de ofrecer va mucho más allá. Es un consejo sobre un médico concreto, es agilidad en una cita urgente cuando el paciente está nervioso, o incluso el acompañamiento directo en algunos casos».

González-Moro coincide plenamente con los datos de Unespa y añade uno más: si no existiesen los seguros privados de salud el Estado debería incrementar en un 6,2% su gasto sanitario, que ya es uno de los más abultados en las partidas presupuestarias. En este sentido, matiza el director comercial de Hércules Salud que la convivencia entre la sanidad privada y el sistema público de salud español, uno de los más valorados a nivel internacional, genera una simbiosis claramente eficiente.

Un aspecto sobre el que incide también el director médico de Hércules Salud, doctor Baldomero Borrajo, que recuerda que «la capacidad de la sanidad pública lógicamente no es infinita y al hacer hincapié en el ámbito clínico terapéutico es lógico que no llegue a cubrir algunos aspectos como la generalización de la medicina preventiva, la agilidad en pruebas diagnósticas, consultas especializadas con atención inmediata o la aplicación sistemática de técnicas de vanguardia».

Ahí es donde entra la sanidad privada, que ofrece como medios materiales y humanos el 57% de los centros hospitalarios que existen en España y más de 245.000 profesionales. Estos recursos permiten una gran agilidad de respuesta, otro de los aspectos más valorados de la cobertura privada, ya que permite realizar diagnósticos rápidos, generando tranquilidad y confianza.

En definitiva, el gran motivo por el que más de 10 millones de personas disfrutan de un seguro privado en España es la accesibilidad a la prestación sanitaria. «Nosotros tratamos de ofrecer un plus de calidad, combinando las máximas prestaciones de cualquier compañía de ámbito nacional con un trato cercano», señala el director comercial de Hércules Salud, a lo que el director médico añade: «no queremos limitarnos simplemente a gestionar, sino también a acompañar, a proteger y a cubrir las necesidades de nuestros asegurados».

Votación
0 votos
Tags
Comentarios

Prevenir, la mejor receta para estar seguros