Volkswagen Golf: el rey que no quiere abdicar

POCOS MODELOS EN LA HISTORIA HAN CONSEGUIDO EL ÉXITO Y LA UNIVERSALIDAD DEL GOLF. DESPUÉS DE VENDER MÁS DE TREINTA MILLONES DE UNIDADES, DE LANZAR SU SÉPTIMA GENERACIÓN Y DE SER PREMIADO EN CUATRO CONTINENTES, EL GOLF ES LA REFERENCIA ENTRE LOS MODELOS COMPACTOS DE TODO EL MUNDO. DESDE 19.000 EUROS


A finales de 2012 Volkswagen lanzaba la séptima generación de su superventas. Como se suponía la apuesta fue conservadora, algo inherente a las siete generaciones anteriores. ¿Para qué cambiar cuando se tiene la fórmula buena? A pesar de que sus rivales en el mercado apretaban el paso, con modelos como el Opel Astra, el Peugeot 308, o el Seat León mejorando ostensiblemente a sus antecesores, el Golf ha vuelto a ser  desde entonces la referencia. Los premios a los que se ha hecho acreedor,  como el de Coche del Año en Europa, en Estados Unidos o en Japón, hablan bien a las claras de su calado popular.

La séptima generación  cuenta con la plataforma modular MQB del grupo Volkswagen como gran aliada para conseguir dinamismo de marcha y ligereza de peso. Otro salto adelante fueron sus motores, todos de inyección directa ya, con una mejora del 23% en consumo respecto al Golf 6. Alguna tecnología como la desconexión de cilindros, cuando no se exige al motor, ha sido pionera.

Pero además el Golf 7 supuso un paso adelante en equipamiento tecnológico, que permite al modelo alemán codearse con sus rivales de marcas Premium, como es el Mercedes Clase A, el BMW Serie 1 y el Audi A3. El Golf 7 cuenta con control de velocidad de crucero adaptativo, tras incorporar cámaras y radares a su frontal, sistema de protección proactiva para sus ocupantes, que previene antes del accidente,  o el sistema de frenada de emergencia en ciudad, que detiene el coche por sí solo evitando las pequeñas colisiones por alcance.

La otra parte del éxito del Golf es una gama bien estructurada. Además de las versiones de cinco puertas, la carrocería Variant familiar y la Sportsvan monovolumen aportan soluciones para otras necesidades de aquellos que demandan más espacio. También la tracción 4Motion añade un plus de seguridad en terrenos deslizantes.

A nivel de motores, el Golf 7 tiene cubiertas también todas las necesidades; desde versiones Bluemotion más económicas, con 3,2 litros declarados a los 100 kilómetros o el GTE, híbrido enchufable, hasta las deportivas GTI y GTD, este último diésel de 184 caballos. Incluso los más radicales se verán recompensados con el feroz Golf R de tracción total y 300 caballos. Claramente, hay un Golf para cada conductor.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Volkswagen Golf: el rey que no quiere abdicar