La Generalitat solo aplica a un 5 % de los presos la semilibertad como a Junqueras

La Justicia europea da la razón al Supremo y rechaza que el líder de ERC ocupe un euroescaño

Oriol Junqueras, a su salida de la prision de LLedoners con un permiso de semilibertad para trabajar
Oriol Junqueras, a su salida de la prision de LLedoners con un permiso de semilibertad para trabajar

Barcelona / Colpisa

El exvicepresidente de la Generalitat Oriol Junqueras salió el martes en régimen de semilibertad de la prisión de Lledoners (Barcelona), privilegio del que disfrutan únicamente un 5 % de los 8.400 presos que hay en las cárceles catalanas, es decir unos 400, entre ellos siete de los reos del desafío independentista. Los exconsejeros Rull y Turull están pendientes de tramitar permisos similares para que les apliquen el artículo 100.2 de la legislación penitenciaria. Un 25 % del total de presos, según Justicia, está en tercer grado penitenciario y en torno al 15 % están de forma preventiva.

Junqueras, condenado a 13 años de cárcel por sedición y malversación, abandonó el penal barcelonés con el permiso para acudir tres días a la semana durante seis horas a la Universidad de Vich, en Manresa, muy cerca de Lledoners, donde dará clases de historia del pensamiento.

El dirigente de Esquerra llegó sobre las 11.20 al campus universitario, donde fue recibido por la vicerrectora, entre aplausos por un grupo de alumnos y profesores. El dirigente republicano dispondrá de despacho propio e impartirá clases en un curso de formación continua que empezará tras la Semana Santa, por lo que de momento se dedicará a preparar la asignatura. Poco después de las 16.30, salió de la facultad y regresó al penal.

La Fiscalía ha sido muy crítica con los permisos en régimen de semilibertad concedidos a los reos del procés, al entender que la Generalitat está concediendo terceros grados «encubiertos».

Así, el fiscal del Tribunal Supremo Fidel Cadena anunció este martes en Zaragoza que el ministerio público recurrirá la aplicación del 100.2 en todos los condenados del juicio del 1-O y afirmó que estas medidas «no pueden aplicarse de manera prematura».

El PP y Ciudadanos, mientras, aprovecharon la salida de Junqueras para cargar contra el Ejecutivo central. Muchos ya «temían» que con el Gobierno de Pedro Sánchez, Junqueras acabaría saliendo de la cárcel «antes de lo que le correspondía», afirmó la portavoz del PP, Cayetana Álvarez de Toledo. A su juicio, ver salir al líder de ERC de la prisión y recibir un trato «vip» en la cárcel es un «espectáculo degradante». Ciudadanos aseguró que este es el «precio» que paga Sánchez por el apoyo de ERC a su investidura. 

La Generalitat se defiende

La Generalitat, en cambio, negó que esté dando un trato diferencial a los presos y aseguró que todas las decisiones en torno a los permisos se ajustan a la ley. En relación con la investigación de la Fiscalía sobre si el trabajo que Oriol Junqueras desempeñará en la Universidad de Vich podría vulnerar su condena por inhabilitación, pues existen dudas acerca de si el centro universitario puede considerarse un organismo ligado al sector público, Ester Capella señaló que se trata de una fundación privada y el centro no tiene carácter público.

El mismo día que Junqueras salió con el primer permiso a trabajar, el Tribunal General de la Unión Europea (TGUE) desestimó su petición de establecer medidas cautelares que le permitieran ocupar su escaño en el Parlamento Europeo tras haber declarado la Junta Electoral Central (JEC) y el Tribunal Supremo que había perdido su condición de eurodiputado al ser condenado en firme. Pese a que la Justicia europea sí reconoció que Junqueras debía haber podido tomar posesión de su cargo, ahora confirma la validez de la sentencia del Tribunal Supremo, que es firme.

El PSOE intenta proteger su diálogo con Esquerra atacando al expresidente catalán huido: «No escucha a Cataluña» 

Tras las críticas realizadas por Carles Puigdemont a la mesa de diálogo entre el Gobierno español y el catalán, la vicesecretaria general del PSOE, Adriana Lastra, ha salido a defender no solo este foro de encuentro sino también a ERC, el socio exterior del Gobierno de coalición, por su participación en la misma. Así, la también portavoz socialista en el Congreso ha puesto de manifiesto la actitud de su partido y de ERC en la búsqueda de soluciones para Cataluña a diferencia de la que, desde su punto de vista, mantiene el expresidente Carles Puigdemont, y es que, a su juicio, mientras los socialistas y los republicanos «escuchan al pueblo catalán», el exmandatario huido «escucha poco».

Así se ha pronunciado Lastra antes de participar en un desayuno informativo protagonizado por su homólogo de ERC en el Congreso, Gabriel Rufián. «Lo primero para afrontar el diálogo es la escucha y creo que aquí hay gente que escucha poco, sobre todo al pueblo catalán», ha subrayado Lastra. «Hay otros que escuchamos más, el PSOE y ERC escuchamos al pueblo catalán, que lo que quiere es acabar con la confrontación, entenderse y buscar ese cauce para afrontar este conflicto», ha abundado.

El propio Rufián lanzó verdaderas críticas a Puigdemont diciendo que «está bien que te aplaudan en Perpiñán, pero el reto es que lo hagan en Cornellá». Al dardo republicano replicó la portavoz de JxCat en el Congreso, Laura Borràs, afirmando que tan importante es la movilización ciudadana para asistir al mitin que protagonizó en la localidad francesa de Perpiñán el expresidente huido como la acción política de los partidos en las instituciones.

La Fiscalía recurre el permiso de 72 horas que la juez concedió a Jordi Sànchez

La Voz
Jordi Sànchez, expresidente de la Asamblea Nacional Catalana, y condenado por el Tribunal Supremo
Jordi Sànchez, expresidente de la Asamblea Nacional Catalana, y condenado por el Tribunal Supremo

Argumenta que el interno no asume el delito ni muestra «actitudes de cambio»

La Fiscalía ha recurrido ante la Audiencia de Barcelona el permiso de 72 horas que la jueza de vigilancia penitenciaria autorizó al expresidente de la ANC Jordi Sànchez, al considerar que el interno no asume el delito ni muestra «actitudes de cambio» para asumir la responsabilidad de los hechos.

En su recurso, el ministerio público pide a la sección correspondiente de la Audiencia de Barcelona que revoque el permiso que la cárcel de Lledoners propuso para Sànchez, del que el interno no ha disfrutado todavía, mientras este no se someta a un programa de tratamiento específico para el delito de sedición por el que fue condenado.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La Generalitat solo aplica a un 5 % de los presos la semilibertad como a Junqueras