Una polémica adjudicación por la que Florentino Pérez tuvo que declarar

La compañía que dirige el presidente del Real Madrid, ACS, se hizo finalmente con una operación valorada en 778,4 millones de euros


El presidente del Real Madrid y de la constructora ACS, Florentino Pérez, tuvo que declarar, en calidad de testigo, por el polémico caso de la adjudicación de la construcción y posterior explotación del hospital de Son Espases, en Mallorca. Aunque, en un principio, la obra iba a ser contratada a la empresa OHL, presidida por Juan Miguel Villar Mir, finalmente fue adjudicada a la compañía del presidente del Real Madrid, que consiguió así hacerse con una operación valorada en 778,4 millones de euros, la mayor obra pública realizada en las islas Baleares. Villar Mir llevó su disputa con Florentino Pérez hasta los juzgados, donde acabó perdiendo en última instancia ante el Tribunal Supremo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Una polémica adjudicación por la que Florentino Pérez tuvo que declarar