La prórroga de los contratos de alquiler y las moratorias en el pago se amplían hasta mayo

Los arrendamientos se podrán extender seis meses adicionales


Madrid / Colpisa

El Consejo de Ministros de este martes extenderá previsiblemente algunas de las medidas que forman parte del «escudo social» para paliar los efectos económicos de la pandemia. En concreto, aquellas que están relacionadas con la vivienda. Según fuentes de Unidas Podemos, «después de semanas de negociación» entre los dos socios de coalición, se alargará hasta mayo la posibilidad de acogerse a la prórroga automática de los contratos que alquiler que expiren durante el actual estado de alarma.

Se trata de una medida que se adoptó el pasado 31 de marzo, que en principio estaba previsto que se extendiera hasta el 21 de agosto y que luego se amplió, primero hasta el 30 de septiembre y a continuación hasta el 31 de enero. Ahora habrá una tercera extensión para contratos que venzan entre el 1 de febrero y el 9 de mayo. De esta manera, a solicitud del inquilino, se podrán prorrogar los contratos de arrendamiento por hasta seis meses, durante los que se seguirán aplicando los términos y condiciones establecidos.

El objetivo es evitar subidas de precios y, también, que los inquilinos tengan que buscar un nuevo alojamiento en un momento de restricción de los movimientos para frenar al virus. Fuentes del Ministerio de Agenda Urbana afirman que, con esta medida, «se concede un margen justo y razonable al arrendatario sin penalización para el arrendador». En España, el inquilino del 85 % de las viviendas en alquiler es una persona física y «su vulnerabilidad ha de ser protegida en paralelo a la del arrendatario, garantizando el equilibrio entre las partes», señalan desde el departamento que dirige José Luis Ábalos.

Además, el Gobierno extenderá la posibilidad de retrasar el pago del alquiler o reducir la renta para los inquilinos en situación de vulnerabilidad a causa del coronavirus, en el caso de que su casero sea un gran propietario -poseedor de más de diez inmuebles- o una entidad pública de vivienda. El arrendatario en dificultades podrá optar entre una reducción del 50 % de la cuota mensual durante un máximo de cuatro meses y una moratoria en el pago también de hasta cuatro meses. En este último caso, podrá abonar las cantidades adeudadas durante los tres años siguientes, sin penalización y sin intereses.

El inquilino podrá escoger una de estas dos opciones siempre que no hubiera llegado a un acuerdo previo con el propietario para la condonación total o parcial del alquiler.

No está previsto que quienes ya se hayan beneficiado de alguna de estas medidas en los últimos meses puedan hacerlo otra vez.

Moratoria hipotecaria

Fuentes de Unidas Podemos afirman que en una próxima reunión del Consejo de Ministros también se aprobará la reactivación de la moratoria hipotecaria y de los préstamos al consumo para personas en situación vulnerable. Esta medida, que estuvo en vigor hasta el pasado septiembre, se recuperará en las próximas semanas, tal y como anunció la semana pasada la ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, ante el auge de las restricciones.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La prórroga de los contratos de alquiler y las moratorias en el pago se amplían hasta mayo