La otra cara en la crisis de la leche

En Galicia hay 1.800 granjas con una media de solo dos vacas por hectárea, ?lo que permite su alimentación natural, reducir los costes y vender el litro más caro


La falta de base territorial de muchas ganaderías, consecuencia de una estructura de la propiedad de la tierra minifundista y del fracaso del proceso de concentración parcelaria, explica una parte de los problemas económicos de las granjas, que tienen que recurrir en exceso al pienso para alimentar la cabaña por la falta de pasto natural. En el lado opuesto a ese grupo mayoritario se sitúan unas 1.800 granjas -el 14% del total de las que existen en Galicia-, que operan en el modelo extensivo, imperante en Europa: cuentan con un máximo de dos vacas por hectárea de terreno. La crisis de precios las ha colocado también contra las cuerdas, pero su capacidad de resistencia es mayor.

Sus costes de mantenimiento son hasta un 30% más bajos y, además, cobran una prima por alimentar naturalmente al ganado, con lo que pueden percibir hasta cinco céntimos de euro más por litro. Leite Río, a través de Leyma, acaba de sacar al mercado una leche de granjas que recurren al pastoreo.

«A mí me gustaría que se diferenciase entre ganadería sostenible y granja ecológica; no es lo mismo, en el segundo supuesto puede haber ganaderías con mucho más de dos vacas por hectárea y en las que se recurre a piensos, aunque sean ecológicos», puntualiza Jesús Lence, dueño de Leite Río. Feiraco tiene Unicla, una leche cardiosaludable, premiada en la UE, hecha también con la alimentación natural del ganado.

El Consejo Regulador de Agricultura Ecolóxica de Galicia (Craega) advierte, sin embargo, de que la directiva comunitaria que regula las ganaderías ecológicas deja claro que también han de ser sostenibles: limita el número de vacas por terreno y fija como requisito la alimentación natural.

Entre Melide y Palas de Rei, en la Finca Río Seco, está la ganadería de Leandro Quintas. Produce leche ecológica, y cuenta con 300 cabezas para 250 hectáreas. Es decir, también entra en el apartado de ganadería sostenible. «Como no todas las vacas pastan al mismo tiempo, tengo una media de una cabeza por cada hectárea», precisa delante de su ganado, que pasta libremente. Este empresario entiende que la alimentación no solo puede ser natural porque siempre hay que dar un complemento de pienso. «Yo les suministro soja, cebada y maíz para darles estabilidad; solo con la hierba del pasto natural se caerían al suelo», detalla Quintas.

De las 1.800 ganaderías sostenibles que hay en la comunidad gallega, solo 32 se dedican a la producción de leche ecológica. Mientras las primeras logran colocar el producto a 0,29 y 0,30 euros el litro-cinco euros más que el resto de las granjas convencionales-, las segundas lo comercializan en origen mucho más caro.

Granxa Maruxa, en Monterroso, se dedica a la leche ecológica y se la vende a President (Grupo Lactalis) a 0,37 euros el litro. Su propietaria, Marta Álvarez, recuerda que la crisis también les está afectando a ellos porque llegó a vender la leche a 0,52 euros. «Ahora estamos haciendo productos en la granja con un mayor valor añadido, como unas galletas de nata», precisa esta joven.

El bajo consumo de leche ecológica en Europa deja abierto un buen mercado para el futuro económico del campo gallego. La propia UE, en un informe de la Comisión, sitúa la comunidad entre las regiones europeas con una mayor potencialidad para la producción lechera por las condiciones naturales de su territorio.

Lactalis, el único grupo -galo- que recoge leche ecológica en Galicia, ha advertido a sus proveedores del déficit de Francia en este producto. Inglaterra y Holanda suministran ahora una parte y es posible que Galicia, si crece en esta producción, exporte pronto materia prima ecológica al país galo. A pesar de la crisis, que ha colocado contra las cuerdas a 4.000 granjas, Galicia puede presumir en la UE de tener ganaderías con base territorial a la vanguardia tecnológica, y que producen una leche con los estándares de calidad más altos de toda Europa.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos

La otra cara en la crisis de la leche